El Municipio recorre los distintos barrios para realizar exámenes a través de un equipo compuesto por un oftalmólogo, un técnico óptico y una coordinadora. La iniciativa busca detectar los déficits en forma temprana y evitar complicaciones.
los estudiantes pueden elegir entre varios marcos para encontrar el que les sea más cómodo.

La detección y el tratamiento de los problemas en la visión son claves para prevenir los trastornos que afectan el desarrollo de los niños en edad de crecimiento. Con ese objetivo, el Municipio de Lomas continúa con los controles oftalmológicos gratuitos a los estudiantes de distintos barrios.

“Seguimos fortaleciendo nuestra presencia a lo largo de toda la ciudad para controlar la salud de la población y, en este caso, hacemos foco en los niños que necesitan asistencia para tener una vida sana y un buen desempeño escolar”, señaló el intendente, Martín Insaurralde, sobre el Programa de Prevención y Corrección Visual Infantil que funciona hace cuatro años a través de la Subsecretaría de Educación.

Un equipo compuesto por un oftalmólogo, un técnico óptico y una coordinadora recorren los establecimientos para efectuar los exámenes con aparatos y equipamiento especializado. Con previo aviso y autorización de los padres, a cada alumno se le realiza una prueba de agudeza visual, se deja establecido en su cuaderno si necesita o no anteojos y una explicación sobre qué déficit tiene (miopía, hipermetropía y/o astigmatismo).

Leé también:  Concientizan en las unidades sanitarias

“Uno de los últimos operativos se llevó a cabo en la Primaria Nº1, donde este año se entregó material deportivo y musical y se realizó la instalación de gas para que toda la comunidad estudie sin frío”, expresó el jefe de Gabinete, Guillermo Viñuales, quien acompañó la evaluación en la escuela de Lomas Centro.

Aunque la iniciativa está destinada a 1° grado, también se realizan los controles a otros niños que usen lentes de
manera periódica.

Aunque la iniciativa está destinada a 1° grado, también se realizan los controles a otros niños que usen lentes de manera periódica. Además, este año se sumaron las escuelas especiales. “En el caso de que requieran lentes, en unos 15 días se les hace la entrega, con la receta correspondiente. Y a los padres se les brinda una serie de recomendaciones sobre controles que deberían hacerse según el déficit que tengan”, explicaron desde el Municipio.

Leé también:  Libremente de Temperley, víctima del recorte de Vidal

Para las familias se trata de un beneficio importante, sobre todo porque algunos no tienen obra social, y se les dificulta ir a un centro oftalmológico. A mediados de julio entregaron 310 lentes para estudiantes de las primarias Nº11, Nº15, Nº25, Nº33, Nº39, Nº41, Nº45, Nº51, Nº69 y Nº78. El encuentro se realizó en el Teatro del Municipio.

se utiliza equipamiento especializado.

MÁS CONTROLES. El Municipio también desarrolla operativos de salud en las escuelas, donde los profesionales en pediatría, oftalmología y odontología efectúan distintos controles de peso, talla, presión arterial, agudeza visual, audición y un examen bucal en el que luego les explican a los chicos cómo cepillarse de forma adecuada. También aplican las dosis faltantes del calendario de vacunación.

Los grupos a los que se apunta en estas visitas, cada chico atraviesa distintas etapas de revisación, son los de 1° y 6° grado. En caso de ser necesario, los niños con algún inconveniente son derivados a un centro de atención de la zona.