La Policía actuó contra un grupo de empleados a los que no les permitieron ingresar a una obra. Señalan de trasfondo un conflicto entre facciones de la Uocra.
La calles se llenaron de piedras y destrozos.

En el marco de un conflicto de trabajadores de una destilería de Ensenada, La Plata, hubo balas de goma y represión por parte de la Policía que terminó en varios heridos.

El conflicto inició a las 5.30 de la mañana en la puerta 4 de YPF, donde se accede a la empresa AESA, cuando unos 900 obreros debían ingresar a sus puestos de trabajo, pero a unos 300 no los dejaron ingresar, entonces comenzó una manifestación en el lugar, donde hubo quema de gomas y se cortó la calle.

Leé también:  Por no pagar indemnizaciones, le embargaron mercadería a Musimundo

Ante esto, la Policía, emplazada allí, intentó dispersar el conflicto con balas de goma y gases lacrimógenos. Así los manifestantes fueron corridos hasta la avenida Vergara y camino Mosconi.

Lo cierto es que desde hace varios días hay una importante obra paralizada en el lugar, y hoy tenía previsto retomarse, pero ante la sospecha de enfrentamientos entre dos  facciones de la Uocra, la Policía permanecía apostada allí.

Las dos facciones son las que responden a "Pata" Medina y la del interventor platense, Carlos Vergara. En el ingreso, se inhabilitó el paso a grupo de trabajadores, mientras que los de adentro se solidarizaron con los de afuera y frenaron la labor, a pesar de lo aprietes de una patota que les exigía que sigan trabajando.

Leé también:  Massalin Particulares cerró su planta en Corrientes y despidió a 220 empleados