Luego de recibir el alta, el Intendente de Lomas espera poder volver pronto a la actividad presencial, mientras continúa con reuniones virtuales con su equipo y el Comité Operativo de Emergencias del Municipio.
Martín reveló que su cuadro se complicó al quinto día.
Martín reveló que su cuadro se complicó al quinto día.

Tras recibir el alta luego de ser diagnosticado con Coronavirus y tratado con plasma por un agravamiento en el cuadro, el intendente de Lomas, Martín Insaurralde, contó cómo continúa con su recuperación y en qué consistió el tratamiento: “Sigo aislado, no puedo tener contacto con mi familia hasta volver a dar negativo. Espero pronto poder volver”.

"Cuando dé negativo voy a retomar la actividad, la función, la responsabilidad de seguir trabajando con los vecinos y mi equipo en Lomas. Recién terminé una reunión por Zoom con el Comité Operativo de Emergencias en el Municipio (COE)", reveló hace instantes Insaurralde, quien sólo puede trabajar en forma remota mientras no tenga el alta definitiva.

Según confió, fue al quinto día de diagnosticado con Covid-19 que su cuadro empeoró. “Venía con síntomas de gripe fuerte, dolor muscular y fiebre constante, mucha transpiración, dolor de garganta”, comenzó describiendo el Intendente de Lomas.

“La primera tomografía que me hicieron salió bien: tenía el virus en los bronquios, pero era un cuadro dentro de lo normal”, prosiguió. Luego, el quinto día, Martín reveló que su estado de salud se complicó y recibió la visita de su médico, Ramiro Heredia, que lo atiende desde 2011 cuando tuvo cáncer, en el Hospital de Clínicas.

Leé también:  Grindetti anunció que se recuperó de Coronavirus y pidió a los vecinos que "no aflojen"

Entre Heredia y los médicos del Hospital de Llavallol decidieron hacerle más estudios y fueron esos resultados los que mostraron un avance de la neumonía. “Tenía los dos bronquios tomados. Se me había reducido la capacidad pulmonar, y la creatinina estaba muy alta. Entonces decidieron llenar la solicitud para que pudiera recibir un tratamiento con plasma”, detalló Insaurralde.

Luego contó en qué consistió el procedimiento. "Es un tratamiento sencillo. El problema conmigo es que no tengo vías. Soy un paciente diferente y para sacarme sangre, me extraen del tobillo. Me pasaron el plasma junto con corticoide, y a las 24 horas comencé a sentirme muy bien. Los bronquios se me habían desinflamado".

Martín también contó también que el procedimiento para solicitar el plasma es muy transparente, y en Argentina y el mundo se recomienda para pacientes graves y críticos. "Cuando se pasa a esa etapa, se llenan los papeles y lo tiene que aprobar el Cucaiba. Si lo aprueba se pasa en una hora o 45 minutos en pacientes normales", amplió Martín sobre cómo le realizaron el tratamiento, que es experimental. "Es gratuito. No se usa en pacientes leves. Hay un protocolo y requisitos que cumplir. Y se aprueba según las características del enfermo. En los primeros 5 días, no solicitamos plasma, ni me lo hubiesen dado, porque hasta ese día no tenía neumonía, y oxigenaba perfecto", reflexionó.

Leé también:  Villani: “Por ahora es difícil retomar los entrenamientos”

Horas antes, su médico, Ramiro Heredia, había detallado en Radio con Vos: "Martín es una persona de 50 años que tiene antecedentes médicos muy pesados. Tiene tiene asma crónico. Aparte cursó una enfermedad oncológica, un cáncer de testículo entre 2011 y 2014, por lo cual recibió dos líneas de tratamiento quimioterápico. Él está en remisión de la enfermedad, pero quedó con secuelas. Tiene una insuficiencia renal crónica y una neuropatía periférica y a raíz de su cáncer, padeció un compromiso abdominal y pulmonar”.

“En ese contexto es donde decidimos revisar su situación clínica, hacer estudios complementarios y una radiografía de tórax. Ahí vimos algo claro, tenía déficit de oxígeno, que es un parámetro de gravedad y constatamos en la tomografía lo que llamamos ‘infiltrados pulmonares’, que es la imagen que dan los virus de compromiso inflamatorio pulmonar”, describió el médico.

Y completó: “Martín tuvo una neumonía bilateral, eso es gravedad. El déficit de oxígeno en sangre también es gravedad. Estuvo grave”.