Con Atlético Tucuman deberá revalidar el buen punto en Rosario y contra Unión es la previa del clásico frente a Lanús en Cabrero y Guidi.
Cuatro partidos en el Lencho y un solo festejo, este de Bertolo con Estudiantes de La Plata.

A principios de temporada, nadie quiere estar con la calculadora en la mano, pero lamentablemente algunos equipos deberán lidiar con ella a lo largo de todo el campeonato.

Banfield arrancó la Superliga no complicado pero sí atento a lo que pudiera pasar. Los resultados iban a marcar su destino, pero los mismos no llegaron a tiempo y se fue metiendo solo en una zona muy peligrosa.

“Ahora nos toca no jugar tan lindo pero sacar resultados”, prometió Julio César Falcioni el día de su presentación. Y, debido a la situación, el Florencio Sosa debía ser un fuerte, donde a los rivales les tendría que costar quedarse con algo.

Leé también:  Banfield continuó su fiesta en la esquina de Maipú y Alsina

Sin embargo, de los cuatro partidos de local ganó uno (Estudiantes de La Plata) y perdió tres (Boca Juniors, Talleres de Córdoba y San Lorenzo). Los próximos dos en casa son Atlético Tucumán y Unión de Santa Fe. Y los seis puntos son clave. Ante el Decano para darle valor al buen punto en Rosario contra Newell´s y con el Tatengue porque después se viene en clásico con Lanús de visitante, condición en la que previamente le tocará Racing.

La tabla que le interesa a Banfield está muy apretada. Hoy Patronato y Central desempatarían (tiene 71 puntos) y el Taladro suma 72. Aldosivi divide por dos temporadas y Gimnasia aparece muy complicado y cosecha 60. Newell’s con 73 y un partido pendiente y Colón 74 son los rivales directos para los de Falcioni.

Leé también:  Julio Falcioni, tras el Clásico del Sur: "No se si será mi último partido"

EL EQUIPO. El ingreso de Juan Pablo Álvarez por Nicolás Bertolo (esguince de tobillo) sería el único cambio para recibir al elenco tucumano.