El Centro Cultural Palpitando Alegrías  realizará una jornada gratuita para que toda la familia pueda participar en la que no faltarán murgas, bandas y el tradicional desfile de disfraces de los chicos.
en Ana Acerboni y Vicente Barbieri, Banfield.
en Ana Acerboni y Vicente Barbieri, Banfield.

La familia podrá participar de una jornada gratuita y de gran entretenimiento para festejar el Día de la Primavera este sábado, día en el que el Centro Cultural Palpitando Alegrías estará brindando un evento con shows en vivo, murga y hasta un desfiles de chicos disfrazados en la Plaza Mariano Moreno de Banfield.

A partir de las 13, en Ana Acerboni y Vicente Barbieri, Barrio Santa Marta, se podrá disfrutar de una tarde con los shows en vivo de las bandas Flequillo Blues (rock) y Caminante Conurbano (folklore). También se presentará un ballet de danza, Artistas Invitados (rock) y Los del mar cumbia.

los que asistan al festejo van a poder colaborar con galletitas que serán entregadas a un merendero del barrio mariano moreno.

“Intentamos realizar estos eventos para convocar a la comunidad a que se una en un evento donde pueda participar la familia completa”, expresó Tamara Cristaldo, la fundadora de Palpitando Alegrías, que impulsa la actividad con la colaboración de la filial Banfield es de Boca.

SOLIDARIDAD. Los integrantes de Palpitando van a estar juntando galletitas para luego entregar al merendero “La mano de Dios” del Barrio Mariano Moreno.

“Las personas que puedan colaborar con donaciones, podrán hacerlo en la misma plaza. Vamos a tener un espacio para que puedan dejar las galletitas que necesita el merendero para brindarles a los chicos”, explicó Cristaldo.

Además de los shows para niños que incluirán a las Cuentacuentos del Gandulfo, durante la jornada también se podrá participar de un taller de pintura, una clase abierta de Zumba y una merienda.

Como cada año se invita a los niños de todas las edades a que vayan a la plaza disfrazados para participar del tradicional desfile en el que pueden lucirse como el hombre araña, una princesa o un payaso.

“Para nosotros es un placer brindar este tipo de jornadas porque una vez más apostamos a que se sumen todos los vecinos del barrio y alrededores”, concluyó la fundadora del espacio, que no contar con un lugar físico no los frena para realizar eventos solidarios.