Hoy se cumplen 100 años de la primera aparición del personaje que se convirtió en un emblema del cine mudo. Habrá festejos en Italia.

Charlie_Chaplin

Inmortal. Así es Charlot (Carlitos para los latinoamericanos), el personaje creado por Charles Chaplin que se convirtió en un emblema del cine mudo. Hoy, a 100 años de su primera aparición en la pantalla cinematográfica, el célebre vagabundo está más vigente que nunca.
La historia se remonta al 7 de febrero de 1914, cuando la creación del actor y director británico irrumpió por primera vez en la pantalla cinematográfica con el estreno del corto mudo “Kid auto races in venice” (en castellano, Carreras sofocantes).
Allí, se observa a un extraño personaje de pantalones amplios, saco y chalecos ajustados, moño mariposa, sombrero,
bastón, zapatos enormes y bigote.
“No tenía idea sobre qué maquillaje ponerme. Quería que todo fuera contradictorio: los pantalones holgados, el saco
estrecho, el sombrero pequeño y los zapatos anchos”, dijo el actor en su autobiografía.
La técnica de Chaplin, que incluía el slapstick (bofonada), la mímica y las demás herramientas y rutinas de la comedia visual y física, lo acompañó en sus films más destacados, como “La quimera del oro” (1925), “Luces de la
ciudad” (1931), “Tiempos modernos” (1935) y “El gran dictador” (1940), su primera película hablada.
El centenario del inolvidable Charlot será celebrado en la Cinemateca de Bologna, Italia. Como parte de los festejos, una editorial de ese país publicó “Footlights”, la novela escrita por Chaplin que nunca salió a la luz.