El dirigente de la casa madre del fútbol argentino y presidente de Lanús habló sobre las pérdidas que originó el Covid-19 y el tiempo en que los clubes tardarán en recuperarse.
Según Russo, los clubes tardarán un par de años en acomodar su economía.

La gran pérdida económica que le genera a los clubes tener sus puertas cerradas al no haber ninguna actividad deportiva por la pandemia del Covid-19 genera una verdadera incertidumbre de cara al futuro. Mientras desandan estos meses haciendo malabares para sostener todo en pie, el futuro aparece como la gran amenaza.

En ese sentido Nicolás Russo, presidente de Lanús y Secretario Ejecutivo de la Asociación del Fútbol Argentino, admitió este domingo que "acomodar la economía de los clubes llevará al menos dos años" después de la crisis por la pandemia de Coronavirus, que se combina con los "cuatro años durísimos" del gobierno de Mauricio Macri en el país.

Leé también:  Villani habló sobre el boceto de protocolo para la vuelta del fútbol

"Acomodar la economía de los clubes nos llevará al menos dos años. Los clubes veníamos de cuatro años durísimos después de haber sufrido el macrismo y ahora nos cayó este baldazo de la pandemia que obligó a suspender las actividades", lamentó el titular de Lanús en declaraciones al programa Palabra de Dirigente, por Radio República (AM 670).

El titular del club Granate, uno de los voceros más importantes que tiene la AFA, fue nombrado en su nuevo cargo en la Asamblea Extraordinaria en donde se proclamó la reelección de Claudio Tapia como presidente del organismo hasta el 2025.

"Cuando se dividió entre AFA y Superliga había un problema más que nada político. E incluso yo no aceptaba que un dirigente del ascenso como Tapia fuera presidente de la AFA", dijo el dirigente. Y a su vez subrayó: "Pero después, Chiqui nos convenció a todos con su capacidad de gestión y hoy logramos una unidad que es muy beneficiosa para el fútbol argentino"

Leé también:  Lammens no comparte las fechas de Russo

En otro orden, el Secretario Ejecutivo de AFA dio por "terminado" el debate sobre las sociedades anónimas en el fútbol argentino, al asegurar que esa discusión "ya no existe y nada más son voces que todavía insisten desde algunos medios, pero se van apagando".

"Los clubes argentinos han dicho que no a ese proyecto que alguna vez quisieron imponer desde el poder. Eso no va más, eso está terminado", enfatizó.

Por último, Russo se mostró convencido que "los clubes saldrán adelante" en el futuro con el apoyo del gobierno nacional. "La prioridad del Estado es la salud y así debe ser y en ese aspecto todos los clubes desde AFA estamos colaborando desde lo social", concluyó.