La Unión | Talento en Acción

Entrenamientos personalizados, una salvación en cuarentena

Vuelta al ritmo. Sebastián Cepeda es profe de educación física y trabaja en plazas y parques del Municipio encabezando clases para los vecinos.

En Temperley Cepeda es el capitn del equipo de Primera

En Temperley, Cepeda es el capitán del equipo de Primera.

A mediados del año pasado, el Gobierno decidía alivianar la cuarentena y miles de personas que jamás en su vida habían corrido más que a un colectivo se agolparon por todos los barrios para trotar. Los runners estuvieron en el ojo de la tormenta. Pero pocos advirtieron que la cuestión pasaba por otro lado, más allá del simple hecho de correr. Se trataba de hacer cualquier actividad física.

Hoy, un tiempo después y con más conocimientos acerca del Covid, el ejercicio como complemento saludable del día a día ya ni está en discusión y cientos de actores son parte de ello. Entre otros, Sebastián Cepeda hace lo suyo en Lomas de Zamora.

Jugador de futsal y capitán del equipo de Primera de Temperley, también se dedica al entrenamiento individualizado y en grupos de vecinos que quieren sostener un ritmo de vida más apegado al movimiento del cuerpo. Su lugar de trabajo es el Parque Finky aunque también lleva el encuentro a cada hogar.

"Yo no sé si la gente es consciente de que tiene que realizar actividad física o deporte. Pero creo que durante la cuarentena se dieron cuenta de los problemas que trae el sedentarismo y se empezó a valorar mucho más el tiempo al aire libre y toda la parte social que conlleva el deporte", explicó.

Esto que arrancó como una necesidad en tiempos de encierro, hoy es cada vez más normal. En plazas de todo el Municipio hay grupos de personas haciendo alguna actividad física con su propio cuerpo, aprovechando los juegos de los parques o sumando algún elemento. "Muchos estaban solos o con la persona que convivían, y de repente pudieron salir a hacer una actividad al aire libre, con alguien más, con materiales sanitizados, haciendo algo recreativo que te saque de las cuatro paredes de tu casa. Y, desde este lado, los profes encontramos esta alternativa en los parques para desarrollar nuestro trabajo, a la par del que podemos hacer en un gimnasio o un club", agregó Sebastián, de 30 años.

Con una vida vinculada al deporte y habiendo jugado al fútbol once en Talleres de Escalada, entre otros clubes, hoy compite con los colores del Gasolero y llevando la cinta del capitán en el brazo. "Ser el capitán es una responsabilidad, me tocó en otras oportunidades y lo tomo muy bien. Pienso que hay tres pilares que son claves para ese rol: la experiencia, lo que pueda transmitir en la cancha a mis compañeros y lo que uno sea como persona. Pienso que yo no soy un referente en la cancha, pero trato de serlo de otras maneras y aplicar ahí lo que otros aplicaron conmigo en su momento", señaló.

El último fin de semana, Temperley inició su camino en la Primera D del Futsal Argentino. Fue con una derrota de visitante, aunque el objetivo apunta más allá de lo estrictamente deportivo. "Hoy hay lineamientos en distintos aspectos y se trabaja en un proyecto a largo plazo. Yo soy capitán de Primera, trabajé en Divisiones Inferiores y desde su lugar cada uno aporta lo suyo para el crecimiento de la actividad", resaltó.

Temas Relacionados
+ Talento en Acción
ÚLTIMAS NOTICIAS