La Unión | DEPORTES

El ascenso se une para la vuelta

en medio de la pandemia. Carlos Madeo y Sebastián Ferrario detallaron como los golpeó la pandemia. El primero habló de cómo reaccionaron los dirigentes de Cañuelas hasta el momento y el jugador de Paraguayo contó que no puede abrir su gimnasio en Luis Guillón, su otra fuente de ingreso. Cuando se reanude el fútbol desean que sea con "todos al mismo tiempo".

Jugadores de las categorías más bajas del fútbol argentino coincidieron en pedir que, cuando se reanude el fútbol después de la pandemia del Coronavirus, sea con "todos al mismo tiempo" y en medio de la incertidumbre destacaron los acuerdos entre AFA y Agremiados para asistir a quienes se quedarán sin contrato después del 30 de junio. No obstante, ese beneficio no alcanza a la Primera D, que es íntegramente amateur.

El defensor Carlos Madeo, de último paso por Cañuelas, y con experiencia en el ascenso, explicó: "Tuvimos una comunicación muy fluida con Futbolistas Argentinos Agremiados desde el primer momento que comenzó todo. Nos mantuvieron informados".

El acuerdo anunciado el 18 de junio por AFA y Agremiados contempla un fondo de asistencia hasta el 31 de diciembre, de acuerdo al básico de cada categoría, y cobertura de obra social para el jugador y su grupo familiar.

Luego de más 100 días de receso, el regreso aún no tiene fecha prevista y en el ascenso todavía desconocen como se adecuarán los protocolos de salud para las categorías más bajas, por lo que esperan que se mantenga el apoyo de los jugadores de Primera División.

"Será muy difícil llevar adelante una medida de protocolo para volver a los entrenamientos en los clubes de ascenso por la economía de las instituciones. Al comparar los ingresos con los equipos de Primera, el panorama es más complicado, pero confiamos en que cuando tengamos que volver se hará de la mejor manera y sin ningún riesgo para nadie", desea Madeo.

"Los dirigentes de Cañuelas reaccionaron de una buena manera. Desde julio del año pasado hasta el día de hoy no se atrasaron. Hay confianza y son solidarios. Hasta el último día de junio vamos a cobrar sin ningún descuento", manifestó Madeo, quien para complementar sus ingresos también manejaba un remís los fines de semana.

Otro jugador del ascenso, como Sebastián Ferrario, detalló como lo golpeó la pandemia en sus fuentes de ingresos. "Tengo un gimnasio con mi hermano en (Luis) Guillón y no lo puedo abrir. Tengo mucha ayuda por parte de mi familia y la gente del barrio también me bancó con las clases que damos por Zoom. Ahora me alcanza solo para cubrir los gastos, por suerte es mío sino ya tendría que haber cerrado", cuenta el futbolista de Deportivo Paraguayo. Y agregó: "No sé cómo lo van a hacer los equipos de la D, si adaptarán el protocolo a la categoría, realmente no lo s

Temas Relacionados
+ DEPORTES
ÚLTIMAS NOTICIAS