La Doctora Laura Garassino brindó detalles sobre las medidas de prevención que se llevan a cabo en el Centro Oftalmológico Dr. Morbelli de Lomas.
El Centro Oftalmológico Dr. Morbelli está ubicado en la casona de Pellegrini y Rivera.

El Centro Oftalmológico Dr. Morbelli tiene 28 años de historia en Lomas. En este contexto de aislamiento por Coronavirus, sus profesionales siguen atendiendo a las personas con distintas medidas de prevención.

Antes de la pandemia, el espacio ubicado en la casona de Pellegrini y Rivera funcionaba sin turno y por demanda espontánea con un total de tres consultorios en paralelo. "Había mucho movimiento en la sala de espera y se acumulaba gente que iba rotando. Ahora funciona un consultorio por la mañana y otro por la tarde, donde atiende un médico cada 15 minutos y extremando las medidas que dictó el Consejo Argentino de Oftalmología como la utilización de cofia, barbijo, antiparra y esterilizando cada vez que sale un paciente", detalló la Dra. Laura Garassino, subdirectora médica del Centro.

Leé también:  Lomas: a qué números hay que llamar para recibir asistencia psicológica gratuita

Las personas que entran con el barbijo obligatorio tienen a disposición un dispenser con alcohol en gel. En lo posible, se pide que vayan al lugar sin acompañante. "Colocamos un limitador en la sala de espera para asegurar el distanciamiento con la secretaria administrativa. Y en el consultorio hay un acrílico que separa la cara del médico con el paciente que apoya el mentón en la lámpara de hendidura, que es el aparato tradicional que se utiliza en oftalmología", explicó Garassino.

Profesionales utilizan varios elementos de protección.

Como la lámpara se limpia siempre entre paciente y paciente, la profesional contó que no fue necesario aplicar un protocolo al respecto. Actualmente, la mayoría de las consultas son por pérdida o rotura de anteojos, conjuntivitis y algunos controles de rutina.

Leé también:  Villani: “Por ahora es difícil retomar los entrenamientos”

"Viene la persona que lo necesita. Al principio de la cuarentena eran sólo urgencias y luego arrancamos con los turnos programados para todos los servicios como consultas, operaciones y fondos de ojo. Por temor, muchos pacientes diabéticos e hipertensos no concurren a los controles periódicos y deben hacerlo para no descuidar su salud", remarcó la doctora.

Y agregó: "Atendemos 40 personas por día y antes teníamos más de 200. A pesar de la pandemia nunca dejamos de trabajar y todo el plantel vive cerca del consultorio", destacó Garassino.

El Centro Oftalmológico atiende de lunes a viernes, 9 a 14 y de 14 a 19, y los sábados de 9 a 13. Toda la info en http://www.mioculista.com.ar/.