La Policía pudo dar con el prófugo que desde hace un mes era buscado y finalmente lo detuvieron en la localidad de San Justo. Los detalles del operativo.
Había escapado de la comisaría de Llavallol hace un mes.
Había escapado de la comisaría de Llavallol hace un mes.

Tras una intensa búsqueda, la Policía recapturó a un delincuente que se había escapado hace un mes atrás de la Comisaría de Llavallol. Finalmente fue detenido este sábado por la noche en la localidad de San Justo.

Se trata de uno de los detenidos que el pasado 26 de abril escapó junto a otros siete presos de la comisaría local tras provocar un corte de luz, romper la reja de una celda y golpear a dos policías.

Con esta detención se suma el quinto prófugo recapturado, al tiempo que continúa la búsqueda de los restantes tres.

El operativo estuvo a cargo de los oficiales de la Estación de Policía Departamental Lomas de Zamora, quienes estaban investigando al ya detenido Marcos Arancibia, tras la fuga de la Comisaría de Llavallol el pasado 26 de abril.

Arancibia estaba viviendo en la localidad de San Justo y frecuentaba la zona cercana al shopping de la zona por lo que la Policía estaba a la espera de poder detenerlo.

Por tal motivo, este sábado por la noche, Arancibia que antes de la fuga estaba imputado por robo y tenencia de arma, caminaba cerca del shopping de San Justo cuando fue sorprendido por los policías que lo investigaban desde el momento que se escapó de Llavallol.

Leé también:  El hermoso gesto de una vecina de Llavallol para proteger a cinco perros abandonados

Allí fue cuando el delincuente fue recapturado y se le suma a sus causas anteriores, una nueva por el delito de evasión.

Por su parte, otro de los recapturados, Ariel Alberto Alfaro Durante (35), fue detenido el 16 de mayo pasado en la esquina de Pasco y Santa Ana, en la localidad de Almirante Brown.

Voceros policiales indicaron que Alfaro había sido detenido y acusado del homicidio agravado de Pascual Martínez, el joven que murió el pasado 15 de abril de un balazo en la ingle durante una pelea en cercanías de un domicilio investigado por venta de paco en la localidad de Temperley, por lo que los investigadores creen que el conflicto se produjo entre dos grupos que habían ido a comprar dicho estupefaciente.

Tras el episodio, la Policía detuvo a Alfaro mientras escapaba en un Peugeot 206 junto a dos jóvenes de 21 y 28 años, que fueron puestos a disposición de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 3 de Lomas de Zamora, a cargo de Gerardo Loureyro.

Leé también:  Golpeaba a su mujer, lo fueron a detener y se encontraron un arsenal

CÓMO FUE LA FUGA. Se produo en la seccional 4ta. de Llavallol el 26 de abril cerca de las 22, cuando ocho de los doce presos que estaban alojados en uno de los dos calabozos de la comisaría, ubicada en Euskal Echea al 200, escaparon tras romper la parte baja de la reja y la malla metálica de la puerta de la celda.

De acuerdo a la investigación, uno de los detenidos, identificado como Cristian Migueles, logró salir hacia el pasillo utilizando trozos de sierras y puntas de acero y cortó la electricidad del lugar al deshabilitar las llaves térmicas.

En ese momento, dos mujeres policías que se encontraban de guardia fueron atacadas a golpes por los presos, que además intentaron quitarles las armas reglamentarias, aunque no las tenían consigo.

Mientras eso sucedía, el comisario y el subcomisario de la seccional subieron al techo del edificio para constatar si el corte de electricidad se había producido por algún desperfecto en ese área, momento que los presos aprovecharon para huir por la puerta principal.

Los operativos para detener a Arancibia estuvieron a cargo de Comisario Inspector Ricardo Daniel Mocchetti y del Comisario General Walter Jaquet.