DG
La escritora lomense Laura Massolo dicta talleres de literatura hace tres décadas. En plena pandemia, se contactó con alumnos y exalumnos de zona Sur y se pusieron a trabajar en conjunto. “La literatura es sanadora y manejar la palabra es beneficioso”, remarca.

La literatura y la poesía son, para muchos, un medio de escapatoria a esta impensada situación que se vive por el Coronavirus. Y lo es para la lomense Laura Massolo, que dicta talleres literarios hace tres décadas y armó un grupo por WhatsApp con 30 alumnos y exalumnos de zona Sur para mantenerse unidos: comenzaron a escribir versos entre los participantes y, gracias a su gran entusiasmo por crear, recitaron alrededor de 85 poemas que se visualizarán en un libro digital.

"muchos se replantearon sus actitudes y revalorizaron los afectos”, dijo Massolo.
"muchos se replantearon sus actitudes y revalorizaron los afectos”, dijo Massolo.

“Una noche me decidí a ayudar, con la única herramienta que cuento como lo es la literatura y el incentivo de escribir, a esa gente que estaba triste y aburrida por la cuarentena, con el objetivo de mantenernos unidos”, contó la escritora de 65 años sobre cómo comenzó su “tarea” virtual.

Laura brinda talleres literarios desde hace 30 años, los cuales dictó en varios lugares, pero ya hace una década los da en su propio domicilio. También daba clases particulares, pero la pandemia frenó estas actividades presenciales. Así surgió el grupo de WhatsApp "Cadáver Exquisito", que cuenta con participantes muy variados, tanto en edades como en profesiones.

"Cadáver Exquisito", el grupo de WhatsApp, cuenta con participantes muy variados, tanto en edades como en profesiones.

Con un simple juego, cada participante debía continuar una poesía con el verso que había escrito un compañero. “Al ver el contenido y las ganas de expresarse, les propuse escribir poemas con la temática del pasado y la vida antes de la pandemia, donde muchos se replantearon sus actitudes y revalorizaron los afectos”, dijo Massolo. Y agregó emocionada: “También escribieron poemas del presente y del futuro, el cual es incierto e inimaginable. Gracias a todos, confeccionamos un libro llamado ‘Poetas en tres tiempos’, en formato digital de 100 páginas y con 85 escritos”.

Leé también:  Llega la tercera edición del Festival Virtual de Poesía

APRENDER, SIEMPRE. “Siempre escribí, pero en mi ámbito académico, por eso quería mejorar y aprender más herramientas. Hace un año que tomo clases en los talleres de Laura y fue lo mejor que me pasó porque tienen una dinámica espectacular”, contó la lomense Belén Parisi, una de las alumnas, quien luego añadió: “Uno de los tres poemas que escribí para el libro trata sobre la lucha que viene teniendo el feminismo”.

Además de abordar temas literarios, el grupo cuenta con un lado muy humano, ya que sirve como apoyo entre los participantes, quienes cuentan vivencias cotidianas de esta etapa de cuarentena.

Laura admitió sentir una “emoción enorme” al ver lo logrado por todos los integrantes de "Cadáver Exquisito". “Mi idea siempre fue ayudarlos y difundir este libro que hicieron entre todos, para que llegue a ser leído por la mayor cantidad de personas”, deseó la lomense, quien tiene como misión, en esta pandemia, contagiar su profesión: “La literatura es sanadora y manejar la palabra es beneficioso”.

Al concluir, Massolo indicó que adaptó sus talleres a la virtualidad y que, a partir del próximo mes, comenzará a dictarlos: tendrá dos grupos de narrativa y uno de poesía. Para aquellos vecinos que estén interesados en incursionar en el mundo literario, pueden contactarse con Laura al 1150238355, por su Instagram personal o por correo a lauramassolo@yahoo.com.ar.

arranca con clases virtuales.
arranca con clases virtuales.
POEMA DE BELÉN PARISI:
Habrá mañana
y saldré desnuda
abanderada en mis cicatrices
Seré quién estuve buscando ser
Podré
al fin
descansar de mí
y ser del ruido
El silencio nunca
será salud
A la revolución
voy a sentirla
sólo adentro
entre las piernas
en la cama
en los libros
en una canción
en el cuadernoVamos a ir a la calle
Habrá mañana
Más salvajesExistirá un lago
bien transparente
lo habremos limpiado
y esterilizado
En el fondo
ahogadas
las caras de los violentos
Voy a asomarme
para mirar
y dejarme penetrar
por el espacio y tiempo
que juntas habremos
por fin
ganado
Amigas
abajo
entre la mierda
ningún Narciso
flota ni refleja
Nada
Habremos batallado mucho
esa otra pandemiaMañana
seremos nosotras quienes elijamos
los nombres para nuestros hombres
nacerán de estos
úteros deseantes
sensibles
vibrantes
llamadores de nanas
atrapasueños
Hermafroditas
vendrán
llenos de palabras
amigas mujeres
polleras pantalones
Serán mejores
o serán nadie

Leé también:  Llega la tercera edición del Festival Virtual de Poesía

Habrá mañana
Construiremos nuevos días
para no tener que recuperarnos
de los que arrancamos del calendario

Habrá mañana
yo
esperaré que me encuentre
en un atardecer de playa
echada
En el pelo
los caracoles
y en los ovarios
la sal
que sana
Un bautismo de arena fresca
fijada en las piernas
las puntas de los pies
estiradas

Abrazar el agua

Habrá mañana
Querré ser de nuevo
recorrida
adentro
húmeda
agradecida
emocionada
Ser parida por el mar
recuperar todas las capacidades rotas
estar de estreno
el amor
por primera vez
de nuevo

Habrá mañana
y las mujeres
seremos ley

POEMA DE ROSANA CANOSA:
Cosas que no sabía y ahora sé:
cuánta ausencia cabe en dos metros
todas las formas del humo cuando el 
sol lo atraviesa
que andar despalabrada es el signo 
de los tiempos blandos 
que la espuma no me saca el miedo 
del cuerpo 
cuánto miden las horas viscosas 
que no puedo calcular cuántos 
momentos me quedan 
con otros 
nosotros. 
Mientras le saco punta al lápiz 
para hacer trampa y ganar tiempo
(y perderlo) 
pienso en todas las cosas que no 
sabía 
y ahora sé 
y en lo que voy a hacer con todo esto 
cuando se vuelva 
irrelevante.