Los médicos del hospital donde fue atendida la mamá argumentaron que les anunciaron mal el sexo por error, pero los padres presentaron una denuncia contra el centro de salud.
La anotaron como Agustina y era Agustín.
La anotaron como Agustina y era Agustín.

Todo comenzó cuando Eliana Meneces tuvo una cesárea de urgencia el viernes pasado porque sentía dolores.

La mujer junto a su marido estaban muy felices de conocer a su beba, pero en el Hospital Mariano y Luciano de la Vega, en Moreno, les dieron una noticia que no esperaban.

"Nació el bebé con 33 semanas de gestación, 40 centímetros y 1,5 kilos, por lo que lo tuvieron que llevar a neonatología. A mi hija le dijeron 'te felicito mami es una nena'. El papá esperaba afuera de la sala de partos y la enfermera le comentó que se la llevaban porque nació prematura y también le dijeron 'te felicito papá es una nena'", explicó, Adriana la abuela de la nena.

La joven mamá de 20 años hizo lo posible para ir a ver a la pequeña el mismo viernes por la tarde, pero los dolores por la cesárea fueron tan fuertes que no pudo acercarse.

Leé también:  En cuarentena, se duplicaron los pedidos de ayuda por violencia de género

Sin embargo, el sábado a la mañana pudo hacerlo, pero le explicaron que estaba un poco delicada y que volviera por la tarde.

"Fueron con su pareja y vieron a la pequeña. En un momento la tenían que pinchar por un problema con el oxígeno y mi hija salió porque le daba impresión. El papá se quedó y vio cómo la pinchaban y le cambiaban los pañales. Ahí él aseguró que se trataba de una nena. Después a mi hija le bajó la presión y no pudo volver a neo", detalló la abuela.

El domingo pasado, Eliana fue a ver a su hija y en un principio tuvo que esperar unos 40 minutos afuera porque a la beba le estaban realizando estudios, pero luego entró y ahí se encontró con la increíble noticia.

"Mi hija le hablaba a la beba y le decía 'vamos Agustina', mientras una enfermera se le reía. Eliana reaccionó y le preguntó si se estaba riendo de ella. La enfermera salió y entró un médico que le dijo a mi hija, 'Agustina no, Agustín, es un varón, mirá el pene que tiene'", aseguró.

Leé también:  En cuarentena, se duplicaron los pedidos de ayuda por violencia de género

Adriana agregó además que: "Yo hablé con la jefa de obstetricia del hospital y me dijo que estaba al tanto del hecho y que hubo un error cuando lo limpiaron. Porque no se vio el pene y ahí se confundieron. Yo le dije que era distinto el bebé del sábado y del domingo, porque la nena tenía la piel más clara. Y ella me respondió que eso era normal porque van cambiando y la piel puede oscurecerse o aclararse”.

El padre de la beba se dirigió directamente a radicar la denuncia tanto en la comisaría como en la UFI N° 8, cuyo fiscal ordenó que se le hiciera un ADN al ahora varón.