Suteba y ATE se encuentran realizando un relevamiento y se encontraron con falta de cupos, que los proveedores envían a los comedores escasos alimentos o productos en mal estado y fallas en los controles. Exigen respuestas del Municipio.
Los representantes de los gremios hablaron con cocineras, auxiliares y docentes de cada escuela.

La situación en las 21 Escuelas de Verano de Lanús es preocupante. Según denuncian desde las seccionales locales Suteba y ATE faltan cupos para cubrir la demanda de cada uno de los barrios, a los comedores envían escasos alimentos o productos en mal estado, no hay controles sobre los proveedores y los cocineros y auxiliares no son los suficientes.

Desde el 2 de enero representantes de los gremios comenzaron a recorrer cada una de las escuelas para conocer el panorama en cada establecimiento. Ya pasaron por las Primarias 35, 57, 59, 72, 13, 33, 58 y 56, entre otras. Con los primeros datos del relevamiento en mano, mantuvieron un encuentro con el titular del Consejo Escolar, Gustavo Lavezzi, y exigieron una reunión con la Secretaria de Desarrollo Humano, Noelia Quindimil.

“Esperamos que los responsables del funcionamiento del servicio, Consejo Escolar y Municipio, tomen las medidas necesarias para una alimentación digna y que se garantice el derecho social a la educación”, coincidieron desde ambos sindicatos.

La alarma se encendió a partir del escenario con el que se encontraron en cada escuela, a medida que hablaban con los docentes o los auxiliares que trabajaban en el lugar.

Leé también:  Alerta por la confirmación de diez casos de Coronavirus en un hipermercado Coto de Lanús

“Por ejemplo en la EP 33, la empresa Proveer, un día llegó a las 10.20 y los chicos se quedaron sin el desayuno. Para el almuerzo trajo 2 muslos de pollo, 700 gramos de pan, 2 puré de tomate, 3 zanahorias, 6 cebollas y seis paquetes de fideos. Según la factura, esta cantidad es para alimentar a 35 niños, la escuela tiene matrícula de 65”, precisaron.

Media pechuga y una pata y muslo, fue el almuerzo para 32 niños en la Primaria 56, según denunciaron desde ATE.

Como éstas hallaron situaciones similares o incluso mucho peores. “En la EP36 el viernes no llegó la comida. La empresa Teylan ha decidido repartir cada dos días. La EP 46 tiene una inscripción de 60 alumnos y hoy llegó un pollo chiquito para hacer fideos con tuco. En la EP 35 los trabajadores denunciaron el envío de leche en mal estado”, agregaron.

“¿Quién controla a los proveedores? ¿Quién define el menú en relación matrícula, cantidad y valor nutricional? ¿O es una decisión unilateral que toman las empresas? No puede ser que los sindicatos se estén ocupando de esto y las autoridades qué hacen”, se preguntó Liliana Rossi, secretaria general de Suteba a nivel local, en diálogo con La Unión.

“Los pliegos licitatorios son muy claros. Tiene que haber multas, sanciones o incluso la rescisión del contrato para las empresas que no cumplan. Algunas, de hecho, son las mismas que denunciamos durante el año pasado y, ¿qué sucedió? Nada”, resaltó.

Leé también:  Bajaron a casi la mitad los siniestros viales durante la cuarentena en Lanús

Walter Pintos, secretario general de ATE, resaltó que la situación en algunos barrios es “crítica”. “En Lanús la Emergencia Alimentaria no se cumple. Con las centrales sindicales realizamos un mapeo del hambre y los resultados hablan por sí solos: hay cerca 200 mil personas por debajo de la línea de la pobreza y 50 mil indigentes”, aseguró.

“De marzo a diciembre en las escuelas hay alrededor de 27 mil cupos (en los comedores), que brindan desayuno, almuerzo y merienda, y el programa (de Escuelas de Verano) solo tiene 1600 cupos, es una reducción de más de 20 mil”, explicó.

En los próximos días las autoridades de ATE y Suteba continuarán recorriendo las escuelas para seguir sumando información con el objetivo de presentársela a las autoridades y al mismo tiempo exigir medidas y políticas de cara a los próximos meses.

“La situación económica y social es crítica y no se va a revertir en apenas un par de meses. Entonces queremos saber qué es lo que va a hacer el Municipio al respecto, ya que lo que no queremos es que siga pasando lo mismo que los últimos años”, cerró Rossi.