Así lo detalló un informe de la ONG Defendamos Buenos Aires. Los barrios más afectados fueron Palermo, Belgrano, Pilar y Morón. El aumento de las cuotas fue uno de los factores determinantes.
La matrícula cayó un 27% en los colegios de Ciudad de Buenos Aires y el Conurbano.

Los colegios privados de Capital Federal y provincia de Buenos Aires perdieron en lo que va del año más de 250 mil alumnos, debido a la crisis económica que tuvo como consecuencia importantes incrementos de las cuotas mensuales que tienen que pagar las familias.

Así lo informó la ONG Defendamos Buenos Aires. El sistema de enseñanza privada pasó de tener 1.160.000 alumnos a comienzo de 2019 a 910.000 al 30 de septiembre de 2019. Esto representó un cierre significativo de cursos y por ende que alrededor de 4000 maestros y docentes especializados de todos los niveles pasen a estar desocupados.

"De los 250.000 alumnos que dejaron el colegio privado, 150.000 están en la Ciudad de Buenos Aires y 100.000 en el Conurbano. Y de ahí los barrios más afectados fueron: Palermo, Belgrano y Barrio Norte, con una pérdida promedio de 30.000 estudiantes cada uno, y Pilar, Morón y Ramos Mejía, con un promedio de 24.000 en cada uno de esos tres barrios bonaerenses", explicó Javier Miglino, director de Defendamos Buenos Aires.

Leé también:  El aumento de los combustibles será de entre 5% y 6%

El escenario que refleja la nueva Encuesta Mensual de Educación orientada exclusivamente a la enseñanza privada en niveles primario y secundario refleja que la recesión y la crisis también golpea a la matrícula de escuelas privadas bonaerenses y porteñas.

"La información brindada por las distintas cámaras de los establecimientos escolares de gestión privada, primarios y secundarios, permite establecer que en Capital Federal y Provincia funcionan 3.200 establecimientos educativos privados con 1.160.000 alumnos entre ambas jurisdicciones. A la fecha quedan 910.000 lo que indica una pérdida del 22% de los chicos de primaria y secundaria" , agregó Miglino.

En Capital Federal se destacan las caídas en los barrios de Nuñez (2.000 alumnos), Recoleta (2.000 alumnos), Chacarita (1.600 alumnos), Almagro (800 alumnos), Flores (800 alumnos) y Caballito (800 alumnos).

Leé también:  La canasta básica bonaerense subió más de un 56% en un año

En tanto, en la provincia de Buenos Aires sobresalen Lomas de Zamora/Banfield (3.000 alumnos), Lanús (2.000 alumnos), Adrogué (1.000 alumnos), Temperley (1.000 alumnos), Avellaneda (1.000 alumnos), Pilar (1.000 alumnos), Tigre (800 alumnos), San Isidro (900 alumnos), Olivos (400 alumnos) y San Justo (1.100 alumnos).

"Con todos los propietarios de establecimientos privados que hemos conversado nos manifestaron su preocupación ante la profunda recesión que padece nuestro país desde hace más de un año. Lo que no les permite ser ni remotamente optimistas de cara al próximo ciclo lectivo 2020 cuyas preinscripciones están comenzando con serias bajas", sentenció Miglino.