Desde la Federación Argentina de la Industria del Pan y Afines (Faipa) propusieron no comprar harinas a las empresas que aplicaron esa disposición.
Faipa invita a sus asociados a "defender sus derechos".

La Federación Argentina de la Industria del Pan y Afines (Faipa) llamó a sus más de 40 mil panaderías asociadas a no comprar harinas a los molinos que decidieron dolarizar sus precios.

La empresa Molinos Cañuelas, que maneja el 45% del mercado, decidió cobras sus facturas a precios dolarizados y atarlos a la cotización del Banco Nación. Otras compañías también decidieron aplicar esa modalidad. Frente a esto, Faipa emitió un comunicado en el que invita a sus asociados a "defender sus derechos" y propuso un boicot a los molinos.

"Sugerimos a nuestros asociados que hagamos valer nuestro derecho de no realizar compras y con esta medida simbólica rechacemos de manera categórica esta especulación", expresa el comunicado.

Leé también:  "No hay forma de bajar la inflación sólo con política monetaria"

El valor de la bolsa de harina de 50 kilos que compran las panaderías pasó de $230 en febrero de 2018, a $1.500 en la actualidad, por lo que ascendió un 552,17% en un año y medio. Mientras que el precio del pan subió un 100% en ese mismo período.