Hasta diciembre, más de 400 jóvenes que cursan el último año de la secundaria pasarán por los espacios de capacitación que ofrece el Municipio para que tengan mejores herramientas a futuro.

Dar el salto al mundo laboral y conseguir trabajo no es fácil para la mayoría de los jóvenes. Por eso, el Municipio de Lomas continúa con su programa de prácticas profesionalizantes a fin de darles herramientas para que tengan mejores posibilidades a futuro.

Por sexto año consecutivo, cientos estudiantes de escuelas técnicas y de educación especial de gestión estatal y privada se encuentran participando de capacitaciones para sumar experiencia. Para llevar adelante esta iniciativa, el Municipio destinó $50 mil a cada una de las 15 instituciones participantes.

Se estima que hasta diciembre unos 400 alumnos pasarán por los distintos espacios de formación que ofrece la Comuna: el Taller Municipal, el Parque Industrial y las áreas de Informática, Catastro, Hacienda, Contaduría, Medio Ambiente y Servicios Generales, entre otros.

La iniciativa está destinada a los alumnos que cursan el último año de la secundaria, como un primer acercamiento al mundo del trabajo, a través de una pasantía remunerada.

Las especialidades a las que se dedican los chicos son las de automotor, electromecánica, electrónica, informática, maestro mayor de obra, administración, química y auxiliares.

En el Taller Municipal, ubicado en Camino Negro y Ana Acerboni, por ejemplo, más de 200 jóvenes ya pudieron hacer tareas vinculadas a la reparación de motores, autos livianos y pesados, elementos electrónicos, soldaduras de cables y fichas, amortiguación, tren delantero y gomería.

en el taller municipal de camino negro y acerboni los alumnos REALIZAN tareas vinculadas a la reparación de autos livianos y pesados.

“La idea es que los chicos estén preparados para lo que viene y que tengan las herramientas necesarias para fortalecer su aprendizaje, sumar experiencia y vincularse con un entorno laboral. En Lomas elegimos comprometernos con la educación”, explicó el intendente, Martín Insaurralde.

Durante los últimos cinco años, más de 2.000 estudiantes fueron parte de las prácticas e hicieron crecer su currículum.

Se trata de chicos de los nstitutos Emilio Lamarca, del San Bonifacio, Nuestra Señora de Itati, del Centro de Formación Laboral N°1, las Escuelas de Educación Especial N°501y N° 508, entre otros.

“Les resulta muy productivo a ellos y les permite poner en práctica de forma real parte de lo que aprendieron durante todos estos años de clase”, explicaron desde la Comuna.