Capitanich informó que se coordinan medidas para luchar contra las drogas. Además, negó contradicciones entre Rossi y Berni.

narcotrafico
El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, informó esta mañana que el Gobierno nacional llegó a un acuerdo con la provincia de Santa Fe para combatir al narcotráfico, a pedido del gobernador de ese distrito Antonio Bonfatti.

En ese sentido, aseguró que se fijaron "objetivos y metas" comunes, y también "acciones, instrumentos y apoyo logístico". Según dijo, el acuerdo fue a pedido del goberndor de Santa Fe, Antonio Bonfatti, y lo precedió "el trabajo conjunto de ambos ministerios de Seguridad".

En esa línea, ratificó la lucha "frontal, dura y enfática" que se lleva adelante desde el Ejecutivo para combatir este flagelo "en cualquiera de sus formas y expresiones, coordinada con las jurisdicciones que así lo requieren".

"Nosotros como gobierno hemos fijado una posición y es que Argentina no es naturalmente productor de drogas", dijo Capitanich en su habitual conferencia de prensa en la Casa Rosada, donde indicó además que no hubo contradicciones entre el ministro de Defensa, Agustín Rossi, y el secretario de Seguridad, Sergio Berni, sobre el tema, sino "interpretaciones distintas" .

"No hubo contradicción entre el ministro de Defensa y el secretario de Seguridad, sino interpretaciones diferentes de opinión", dijo Capitanich en su habitual conferencia de prensa en Casa de Gobierno.

Capitanich precisó que el gobierno "trabaja con objetivos y metas" contra el flagelo de la droga y el narcotráfico y, en este contexto, mencionó el trabajo que realiza el padre Juan Carlos Molina desde la Sedronar.

"El gobierno trabaja con objetivos y metas contra este flagelo, y lo hace en dos dimensiones, por un lado la prevención de adicciones, con el trabajo que realiza el titular de la Sedronar, el padre Juan Carlos Molina, con 40 centros de día y un esquema de movilización social, religiosa y artística, y luego con la dimensión correctiva, a cargo de Seguridad", consignó.