De acuerdo con el reporte de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (Ciara) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), se liquidaron entre el lunes y el viernes último  281,15 millones de dólares.

exportadores
Los exportadores de cereales y oleaginosas siguieron incrementando el ritmo de sus liquidaciones de divisas, al completar en la última semana un ingreso acumulado de casi 15%  más que hace un año atrás.

De acuerdo con el reporte de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (Ciara) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), se liquidaron entre el lunes y el viernes último  281,15 millones de dólares.

Esto significó un crecimiento de 64,14 %, en comparación con los 171,2 millones de dólares de la tercera semana de febrero de 2013.

En este marco, el acumulado en lo que va del año registró 2.266 millones de dólares, con lo cual se superó en casi 15 % la suma ingresada por las cerealeras en el mismo período de 2013.

Al terminar el primer mes del año, los exportadores habían liquidado 20 por ciento menos de divisas que en enero de 2013.

En este marco, el Gobierno llamó a la dirigencia gremial-empresaria del sector a mejorar el ritmo de sus exportaciones, en un encuentro encabezado por el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, y al ministro Economía, Axel Kicillof.

A partir de febrero, en sintonía con la promesa expresada en ese encuentro por los exportadores de liquidar 2.000 millones dólares adicionales durante este mes, el ritmo de los ingresos se fue incrementando.

Así, en la primera semana, se recortó la diferencia año a año, a una baja de 6,4%, para siete días más tarde pasar a estar casi 10% por encima del registro acumulado en el mismo período de 2013, y ahora aumentar esa brecha a casi 15 por ciento.

Las empresas le aseguraron que este año el sector aportaría divisas por una cifra de entre 27.000 y 29.000 millones de dólares.

De todos modos, las últimas proyecciones dan cuenta de una cosecha de soja que podría superar las 55 millones de toneladas, y que se traducirían en ingresos en divisas de más de 30 mil millones de dólares.