"Estamos ante algo desconocido, y aún no hemos ganado nada", fue una de las frases que deslizó el presidente Alberto Fernández ayer. Se registraron 438 nuevos casos positivos en la última jornada, el récord hasta el momento.
Alberto haría el anuncio entre el viernes y el sábado.

Ante la escalada de casos de Coronavirus, en el marco de una creciente flexibilización de la cuarentena, el Gobierno prorrogaría el aislamiento social preventivo obligatorio hasta el 8 de junio. Durante las últimas 24 horas se registraron 11 muertes y 438 nuevos casos positivos.

"Estamos ante algo desconocido, y aún no hemos ganado nada", fue una de las frases que deslizó el presidente Alberto Fernández ayer durante la visita a la planta de Volkswagen en Pacheco y, en la misma línea, el gobernador bonaerense Axel Kicillof sostuvo: “Muchos piden volver a la normalidad, pero no se puede, es un suicidio colectivo”.

Desde el 19 de marzo, el Decreto Necesidad y Urgencia (DNU) -ratificado por el Senado de la Nación- fue renovado cada 15 días el 31 de marzo, el 12 de abril, el 27 de abril, y la última vez el 11 de mayo. Y este viernes o sábado Fernández anunciaría una nueva extensión.

Hasta el momento hay 8.809 casos positivos de Coronavirus en el país con 393 fallecidos y 2872 recuperados. En tanto, en la Provincia de Buenos Aires los contagios ascienden 2.918 con 160 muertes. El lunes fue récord y marcó 438 confirmaciones de personas con covid-19, lo que hace confirmar que la curva se encuentra en lo más alto. De todos modos, no hay pronósticos de cuándo comenzaría a bajar.

No obstante, en la provincia de Buenos Aires varios distritos comenzaron a flexibilizar las restricciones con salidas recreativas, actividades deportivas y con la reapertura tanto de industrias como de otros sectores de la economía

En ese marco, con mejores resultados de lo que esperaba el propio Gobierno, el presidente Alberto Fernández evalúa una posible extensión a partir del 25 de mayo de las medidas de restricción, de acuerdo con la evolución de la pandemia y sus diferentes manifestaciones en las provincias, ciudades o distritos.

Leé también:  Talleres lanzó la campaña "Socio Protector"

La aplicación del aislamiento es dispar en todo el país y el foco de mayor preocupación se centra en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), que registra los índices más altos de contagios. De hecho, la zona comenzó la última extensión de la cuarentena en Fase 3, mientras que el resto del país avanzó a Fase 4. Así se configura la segmentación geográfica y la apertura progresiva de actividades, respectivamente.

No obstante, en la Provincia de Buenos Aires varios distritos comenzaron a flexibilizar las restricciones con salidas recreativas, actividades deportivas y con la reapertura tanto de industrias como de otros sectores de la economía (con el permiso de Nación y Gobierno bonaerense). Mientras algunos municipios continúan en esa clave, otros han resuelto dar marcha atrás ante el aumento de infectados que han tenido en los últimos días.

Leé también:  Con 1.517 nuevos casos, son más de 38 mil los enfermos por Coronavirus en la Provincia de Buenos Aires

En este contexto inédito, el distanciamiento social, que implica la separación de un metro y medio entre personas para evitar contagios, fue la medida obligatoria que se impuso en la calle para evitar contraer la enfermedad. Asimismo, el teletrabajo y la suspensión de las clases en todos los niveles educativos se implementaron a modo de prevención.

El 10 de mayo, Alberto Fernández indicó que en el análisis del total del país los contagios de Coronavirus se duplican cada 25,1 días, pero advirtió que la región del AMBA todavía está lejos de ese objetivo porque concentra el 86,2% del total de casos y es donde se duplican los contagios cada 18,8 días.

El aislamiento social, preventivo y obligatorio, en las fases dispuestas para cada zona según el tiempo de duplicación de los casos, finaliza el 24 de mayo, por lo que el Gobierno decidirá la modalidad en que será prorrogado de acuerdo a la evolución de la pandemia.