La plaza frente a la Legislatura nacional recibió a miles de ciudadanos que se llevaron una bolsita con pan, en una protesta de los panaderos contra el tarifazo del Gobierno que pone en riesgo miles de puestos de trabajo y el cierre de locales. En tanto, todo el arco opositor se reúne para tratar un proyecto unificado que frene el aumento de los servicios. 

El pan, algo tan básico para el alimento familiar, castiga el bolsillo de los trabajadores por el aumento de los servicios.

"No soportamos más", reclamaron los panaderos del Centro de Industriales Panaderos del Oeste (Cipod), una de las entidades que convocaron a la protesta denominada "Panazo", frente al Congreso. “Hay panaderías que tardan seis días para pagar la luz. A eso hay que sumarle el gas, el agua. Nosotros creemos que ya es un abuso indiscriminado para nuestro sector”, denunciaron. Allí regalaron 5 mil kilos de pan.

Leé también:  A contrarreloj: el Congreso deberá sesionar para tratar el Presupuesto 2020

En tanto, en una nueva sesión especial citada para las 11, los bloques opositores unificaron posiciones e intentarán nuevamente tratar en la Cámara de Diputados un proyecto contra los aumentos de tarifas. Para tener quórum y arrancar se necesitan 129 presentes, con la sombra del papelón que protagonizó el diputado aliado del macrismo Alfredo Olmedo la semana pasada.

Por otro lado, en el Senado, expondrá el jefe de Gabinete, Marcos Peñas, ante las preguntas por la inflación.