El equipo “xeneize” comienza la pretemporada de cara a un nuevo semestre con las contrataciones de Juan Forlin y Hernán Grana y contará desde el comienzo, tras lesiones, con Fernando Gago y Juan Román Riquelme.

boca
Boca Juniors, después de un pésimo 2013 marcado por lesiones e irregularidad en el juego, retornará mañana a la actividad encabezado por sus estrellas Juan Román Riquelme y Fernando Gago, más Juan Forlín y Hernán Grana, los dos refuerzos que quería el DT Carlos Bianchi.

El plantel se reencontrará por la mañana en el predio Pedro Pompillo, donde el entrenador decidió realizar los trabajos más exigentes de la pretemporada a diferencia de los últimos años en los que la ciudad bonaerense de Tandil fue siempre la elegida.

El objetivo primordial del DT para estos primeros días de 2014 es apuntar únicamente a los ejercicios físicos y al fortalecimiento de sus jugadores, después de un 2013 fatídico en el que 60 lesiones le impidieron ser protagonista de los torneos en los que participó: Final e Inicial, Libertadores y Copa Argentina.

Después llegará el turno de los amistosos de verano y los tres superclásicos ante River Plate para comenzar a delinear el equipo con el que Bianchi apuntará al Torneo Final 2014, su primer gran desafío del año en el que intentará revalidar todos sus pergaminos que lo ubican como el DT más exitoso de la historia `xeneize`.

Tras 11 días de trabajo en Buenos Aires a las órdenes también del cuestionado preparador físico Juan Manuel Alfano, el plantel viajará a Mar del Plata para afrontar el 15 de enero su primer compromiso por la Copa de Oro ante Estudiantes de La Plata, y luego el 18 enfrentará al `millonario` en la misma "ciudad feliz".

Empero, habrá más duelos ante el eterno rival, ya que para este verano también se diagramó un cotejo en Córdoba el 25 de enero y otro en Mendoza el 1 de febrero, días antes de su estreno oficial de 2014 que será en el Torneo Final, el fin de semana siguiente ante Newell`s, como visitante en Rosario.

Para este flamante año, los dirigentes de Boca se movieron rápido y cumplieron los deseos del entrenador, que el primer día de la pretemporada contará con los dos refuerzos que quería con Grana y Forlín, ambos llegados para apuntalar la defensa, el punto por lejos más débil que mostró el equipo el último tiempo.

Grana, lateral derecho de 28 años, arribó desde All Boys, mientras que Forlín, de 25, es un zaguero central surgido de las divisiones inferiores del club que pasó por el fútbol español y recaló el año pasado en Al Rayyan de Qatar.

Los dos futbolistas llegaron para cubrir el sector derecho de la defensa pues del otro lado, Daniel Díaz y el ya recuperado Emanuel Insúa, tienen su puesto garantizado en la línea de cuatro que pugnará por defender la valla ocupada por Agustín Orión, sin dudas de las máximas figuras del semestre pasado.

Después, habrá dos caras jóvenes conocidas que retornan de sus préstamos para reforzar la mitad de la cancha. Ellos son Nicolás Colazo (lo quería retener All Boys) y Guillermo `Pol` Fernández (Rosario Central), aunque tendrán que esforzarse al máximo para pugnar por los dos lugares disponibles en el medio.

Vale decir, Riquelme y Gago (sueña con el Mundial), si las lesiones no los acosan, son inamovibles, mientras que Juan Sánchez Miño y Pablo Ledesma arrancan un escalón por encima del resto, aunque no son indiscutidos y ahí a los dos retornados se sumarán en la pelea por jugar Cristian Erbes o Joel Acosta, entre otros.

Por último, en el ataque, el panorama es mucho más claro que en el inicio de 2013 donde había abundancia de delanteros, ya que ahora Emanuel Gigliotti y Juan Manuel Martínez conforman la dupla titular, más aún desde la casi segura partida de Nicolás Blandi a San Lorenzo, y Claudio Riaño aparece como el primer suplente.

Justamente, en el apartado de los que ya no estarán en el plantel de Bianchi, además de Blandi, tampoco dirán presente en el inicio de la pretemporada Matías Caruzzo (se fue a Universidad de Chile), Ribair Rodríguez (Santos Laguna de México) y Franco Cángele (aún no arregló con ningún club).

En tanto, el que casi tiene un pie afuera es Jesús Méndez, quien es pretendido por Rosario Central y Arsenal, mientras que se esperan ofertas concretas por Leandro Paredes (lo quiere Roma de Italia), Cristian Erbes y Guillermo Burdisso, y también podría emigrar Diego Rivero después de su larga inactividad.

En cambio, otros dos que tenían que volver de sus préstamos y no lo harán son Lisandro Magallán, quien seguirá en Rosario Central, y Damián Escudero, cuyo pase fue adquirido por Vitoria de Brasil.

Boca dejó atrás el receso vacacional y los jugadores, descansados, están listos para ponerse desde mañana nuevamente a
las órdenes de Bianchi, quien a sus 64 años, buscará revertir la mala imagen dejada en 2013 y sobre todo espantar al fantasma de las lesiones que lo tuvo a maltraer.

Será un 2014 con "poca" actividad porque el `xeneize` no se clasificó para las copas internacionales, pero eso puede repercutir favorablemente para poder apuntar al Torneo Final, la Copa Argentina y el Inicial, en ese orden, porque su fiel hinchada quiere y sueña con volver a celebrar.