La menor de edad denunció que fue abusada sexualmente por hombres encapuchados que la sorprendieron durante la primera madrugada del año cuando salió de la casa de una amiga.
La joven contó que los atacantes estaban encapuchados.
La joven contó que los atacantes estaban encapuchados.

Una adolescente de 15 años denunció que fue violada por siete hombres encapuchados que la sorprendieron en la primera madrugada del año cuando salió de la casa de una amiga, en la localidad de Villa Elisa, cerca de La Plata.

En la denuncia presentada ante la Policía local por un abuelo de la menor, se indica que el salvaje ataque fue perpetrado alrededor de las 3:00 de la madrugada del primero de enero.

De acuerdo con los detalle de la presentación difundida por el sitio 0221.com, la chica refirió que fue atacada por siete hombres encapuchados que "se manejaban con lenguaje de señas".

Leé también:  Una joven denunció que fue violada en manada y abandonada en una plaza

Sostuvo además que tres de los individuos la redujeron y la sostenían, mientras el resto de los integrantes del grupo se dedicaban a manosearla y uno de ellos la violó.

El ataque terminó cuando la joven, logró desprenderse de sus captores en un momento, tomó un palo y comenzó a defenderse a golpes.

Posteriormente, la chica pidió ayuda y fue llevada a un hospital de la zona, donde se constató en primera instancia que tenía marcas en el cuello de sujeción.
El mismo medio difundió un texto en el que por un mensaje de Whatsapp a sus amigos, la joven describe a los agresores.

"Estaban la mayoría de campera negra encapuchados y solo se le veían los ojos pero por lo que parecía no eran todos adultos había uno que otro más como adolescente, dos vestían un short azul con rayas y los otros andaban con pantalones deportivos", explicó en el texto.

Leé también:  Violenta "entradera" y ataque a una pareja de jubilados

El caso se conoce mientras continúa la conmoción por el supuesto caso de ataque sexual a una adolescente de 14 años por parte de cinco jóvenes de entre 21 y 23, en el camping "El Durazno", de Miramar, también durante la madrugada del Año Nuevo.

Lo cinco acusados se encuentran detenidos tras ser imputados de "abuso sexual con acceso carnal agravado".