Una combinación perfecta de pintura y decoupage, para lograr un trabajo impecable.

Materiales:

  • Base de reloj
  • Servilletas estampadas con pájaro y flores
  • Tijera
  • Espátula
  • Sellador Monitor
  • Acrílicos: blanco, verde antiguo, verde porcelana, marrón africano
  • Pinceles chatos, de cerda, y redondo fino
  • Stèncil de reloj y guarda
  • Pintura 3 D blanca
  • Barniz mate

1. Resultado final:

2. Aplicar sobre el reloj una base de blanco con una parte de sellador. Dejar secar. Rasgar a mano la servilleta, seleccionando la imagen del pájaro. Adherir sobre un costado de la pieza con barniz.

3. Hacer fondo movido sobre todo el fondo, para integrar la figura adherida. Pincelar en diferentes sentidos con una mezcla de barniz mate +verde porcelana + verde antiguo. Dejar secar.

4. Recortar las flores con tijera y adherir con barniz sobre la parte inferior del reloj.

5. Con el pincel redondo fino y marrón africano, realizar la rama, uniendo las flores a ella.

6. Con el pincel chato y una doble carga de blanco y verde antiguo, trazar pequeñas hojas en las puntas de las ramas, con pinceladas en forma de S. Dejar secar.

7. Aplicar el sténcil del reloj utilizando el pincel de cerda y marrón africano. Descargar bien el exceso de pintura en una servilleta antes de aplicarla, para evitar filtraciones.

8. Repetir el proceso anterior con la guarda superior de sténcil. Dejar secar. Volver a colocar el sténcil desplazándolo levemente hacia un costado y aplicar pintura 3D con la espátula. Al levantarlo, verés cómo queda a la vista el marrón de base, simulando una sombra. Dejar secar.

9. Completar con zarcillos decorativos en blanco, realizados con el pincel redondo fino. Dejar secar y proteger con barniz.