Con sólo recortes de telgopor, animate a realizar una pieza súper moderna que imite la madera desgastada, para iluminar tus espacios con estilo.

 

Materiales:

  • Telgopor de 1, 5 cm de espesor
  • Cúter
  • Recortes de cartón fino
  • Pegamento apto telgopor
  • Papel de diario
  • Cola vinílica o engrudo
  • Barniz acrílico mate Monitor
  • Acrílicos Monitor marròn africano y blanco
  • Lija suave
  • Vela
  • Tulipa de vidrio

1. Resultado final:

2. Cortar con cúter 4 rectángulos de telgopor de la medida elegida para formar el cuerpo del candelero. Unir las piezas con pegamento formando un cuadrado. Forrar cada cara de la estructura con un rectángulo de cartón fino.

3. Cortar dos cuadrados de telgopor para formar las tapas superior e inferior de la pieza. Éstas deben ser 1,5 cm más grandes que el cuerpo central para que sobresalgan. Cubrirlos con dos manos de cartapesta utilizando papel de diario, para darles firmeza. En la tapa superior se puede realizar un escalón, como moldura decorativa. Dejar secar.

4. Pegar las tapas sobre el cuerpo central. Pintar toda la estructura con marrón africano. Dejar secar. Pasar la vela en las zonas que se quiere lograr el efecto desgastado y pintar nuevamente toda la pieza, con blanco. Dejar secar.

5. Pasar la lija suavemente sobre las zonas en que se aplicó la vela para que aparezca el color oscuro que se aplicó en la base. Quitar el polvillo. Proteger toda la pieza con dos manos de barniz mate. Colocar la tulipa con la vela sobre la estructura.