El espacio social La Papa Francisco y la Escuela de Fútbol Progreso brindan bolsones de alimentos a unas 30 familias cada 15 días y cientos de porciones cada sábado gracias a las donaciones y a la colaboración voluntaria de las personas solidaria.
cada sábado desde abril que organizan las ollas populares.
cada sábado desde abril que organizan las ollas populares.

Más de 10 voluntarios del Merendero La Papa Francisco, la Escuela de Fútbol Progreso y de Banfield Solidario, se dedican a abastecer desde el comienzo de la cuarentena las necesidades del barrio Centenario. Llevan puerta a puerta bolsones de alimentos a unas 30 familias y cada sábado preparan dos ollas populares para quienes lo necesitan.

Hace más de 10 años que funciona en Ana Acerboni al 900, esquina Eduardo Caraza la Escuela de Fútbol Progreso que luego incorporó en ese mismo espacio el Merendero La Papa Francisco para brindarle la merienda a los chicos que iban a practicar allí.

"Con el comienzo de la pandemia tuvimos que cerrar las instalaciones y decidimos asistir a las familias de esos chicos de la escuelita", contó Cristian Pereyra, uno de los voluntarios del espacio ubicado en el Barrio Centenario.

En un principio, sólo asistían a 15 familias, pero con la extensión del aislamiento social para evitar los contagios de Coronavirus, el número de duplicó.

Leé también:  Funcionarios, artistas y docentes analizaron los desafíos de la cultura en Lomas

"Nosotros creamos la escuelita de fútbol para contener a los chicos del barrio a través del deporte y hace un año surgió lo del merendero que ahora se convirtió en la organización de dos ollas populares que instalamos cada sábado para entregar viandas", expresó Pereyra que aclaró que toda la ayuda que reciben es de vecinos y comerciantes que se acercan a donar y de un sistema de socios que aportan dinero.

En abril comenzaron a entregar puerta a puerta y cada 15 días, bolsones de alimentos a 30 familias. "La mayoría son madres solteras con varios hijos que no pueden salir a buscar su bolsa de mercadería así que decidimos repartirla nosotros", señaló y añadió que los sábados también se encargan de llevar las porciones de las ollas a cada familia.

También el espacio cuenta con un ropero solidario para quienes necesiten ropa. "Hacemos un trabajo integral, no sólo brindamos los alimentos, además contenemos y brindamos un servicio de asesoramiento gratuito ya sea para quienes tengan que hacer algún trámite o denuncia porque contamos con respaldo jurídico gratuito", contó el voluntario.

Leé también:  Confirmaron 7.482 nuevos casos de Coronavirus en un día

Los sábados de 9 a 17 hacen las dos ollas, una se realiza gracias a Banfield Solidario y la otra es del merendero: "Pudimos sumar dos ollas gracias al trabajo solidario conjunto", manifestó Pereyra, quien también destacó el trabajo del Batallón de Exploradores 17 que colaboran con el trabajo solidario.

Las personas que quieran colaborar con este espacio pueden donar alimentos no perecederos para las ollas o los bolsones. También están juntando juguetes nuevos o usados en buen estado y golosinas para el festejo del Día del Niño que también será puerta a puerta.

"La idea es entregar una caja con algún juguetes y golosinas para que a ninguno de los chicos les falte un regalo", pidió el responsable de las jornadas.

Los que no puedan acercarse a dejar las donaciones, pueden comunicarse a través de las redes sociales: Facebook/La Papa Francisco, Instagram: @merenderolapapafrancisco2020. También se puede enviar un mensaje de WhatsApp al 1169340098.