Desde el mediodía, organizaciones sociales se concentran en el Obelisco y esperan por un acuerdo. La intención del Gobierno está muy lejos de lo que piden los trabajadores.

En medio de manifestaciones sociales, se reúne el Consejo del Salario: funcionarios, empresarios y sindicalistas intentarán acordar un nuevo haber mínimo, que actualmente es de $12.500. Esta convocatoria es una de las medidas de alivio que planteó el Gobierno, sumergido en una profunda crisis económica y financiera.

Funcionarios, empresarios y sindicalistas.
Funcionarios, empresarios y sindicalistas.

Mientras que los trabajadores quieren un aumento del 50%, la intención de la Casa Rosada es acordar una suba del 30%, que fijaría el salario mínimo en $16.250 pesos. Esto resulta insuficiente para la CGT que reclama un piso de $31 mil producto de la inflación y la megadevaluación.

La cartera que conduce Dante Sica puntualizó a través de un comunicado: “La reunión del organismo tripartito se realizará en procura de avanzar junto a los representantes de los trabajadores y de los empleadores en un nuevo aumento del salario mínimo, vital y móvil y de las prestaciones por desempleo".

Desde el mediodía hay protestas en el Obelisco de organizaciones sociales y partidos de izquierda con la consigna "¡Basta de ingresos de indigencia! ¡Aumento de salarios ya!".