La cifra de muertos ascendió a 15, cuatro de ellos por balas de efectivos.

El centro de Santiago de Chile volvió a ser el escenario de una batalla campal entre manifestantes y fuerzas de seguridad que reprimieron con violencia en otra jornada de protestas. Hay confirmados 15 muertos en todo el país, cuatro por balas disparadas por las efectivos; y el resto murió en medio de incendios y saqueos, de acuerdo con la Fiscalía.

Miles de personas se concentraron en la emblemática Plaza Italia para exigir mejoras en los sistemas de pensiones, salud y educación. Estos cinco días de furia también dejaron cientos de heridos y más 1.600 detenidos en operativos que llevan adelante 20 mil militares y policías.

Leé también:  Lomas: intervenciones artísticas de lucha en repudio al golpe en Bolivia
Miles de personas se concentraron en la emblemática Plaza Italia para exigir mejoras en los sistemas de pensiones, salud y educación.
Miles de personas se concentraron en la emblemática Plaza Italia para exigir mejoras en los sistemas de pensiones, salud y educación.

El presidente Sebastián Piñera convocó a un encuentro para encontrarle salida a la crisis. La oposición le pidió que le ponga fin al estado de emergencia y al toque de queda, pero su postura es clara: no ve en las protestas reclamos de una sociedad descontenta. Su visión se puede resumir en el audio de WhastApp que se filtró en los medios de la primera dama de Chile, Cecilia Morel, en el que que señala que la situación por la que está atravesando Chile es casi como una “invasión extranjera, alienígena”.