Las ciudades balnearias informaron que este fin de semana largo no habrá servicios, locales gastronómicos ni lugares que generen conglomeración de personas.
"A los turistas que quieren venir les recomendamos que no vengan", remarcaron las autoridades.

Con el fin de evitar la propagación del Coronavirus, las autoridades de Mar del Plata, Pinamar y Villa Gesell pidieron a los turistas que no vayan a esas ciudades durante el fin de semana largo.

Desde el Colegio de Martilleros y Corredores Públicos de Mar del Plata, que gestiona los alquileres, informaron que no habrá servicios para visitantes y cerrarán tanto los shoppings como los lugares gastronómicos.

"Le pedimos a los turistas que no lleguen a la ciudad. Ya contábamos con un 60% de ocupación para el fin de semana largo de los cuales un 50% ya ha desistido de viajar y a los que quieren venir les recomendamos que no vengan", remarcó el presidente de la entidad, Miguel Ángel Donsini.

Leé también:  Lomas registró una jornada con más de 300 nuevos casos de Covid-19

Mientras que el intendente de Villa Gesell, Gustavo Barrera, decretó que hasta el 31 marzo deberán permanecer cerrados los locales gastronómicos, establecimientos hoteleros, bares, salones de fiestas, gimnasios y cualquier lugar que genere conglomeración de personas.

Y su par de Pinamar, Martin Yeza, lanzó a través de Twitter un pedido a los turistas que no visiten la localidad costera porque "no son vacaciones" y estará "todo cerrado". "El país está en cuarentena", indicó.