La mujer pidió que parezca con vida el único acusado del crimen de su madre, su sobrina y su padrastro que fueron hallados asesinados a cuchilladas en Melchor Romero.
la familia fue asesinada.
la familia fue asesinada.
La tía del adolescente de 17 años que es buscado desde el 1º de enero luego de que su madre, su sobrina y su padrastro aparecieran asesinados a cuchilladas en una casa de la localidad de Melchor Romero, La Plata, aseguró este lunes que "nadie de la familia sospecha" de él y pidió que "aparezca con vida".

"Ezequiel no haría una cosa de esas", dijo esta mañana a la prensa Norma, la tía del adolescente buscado intensamente en el marco de la causa por el triple crimen de su mamá, Graciela Holsbak (54); su padrastro, Raúl Bravo (54), y su sobrina Alma Manino (5).

Tras pedir que "Ezequiel aparezca con vida", la mujer dijo que el joven era "muy mimado" por su madre y que la relación con la pareja de ésta "era correcta".

Y al ser consultada sobre qué pudo haber pasado con su sobrino, Norma expresó: "Quizá fue hasta su casa, se encontró con eso (la escena del crimen) y salió disparando".

Leé también:  Horror en Puerto Deseado: violaron a una mujer y mataron a su hijo de 4 años al tirarlo de un acantilado

"Tal vez vio algo...no puedo creer que haya hecho eso", agregó la tía, quien aseguró que "en la familia nadie sospecha de él".

Luego contó que con su hermana Graciela eran "muy unidas", destacó que Holsbak "estaba bárbara, no tenía problemas" y que estuvo con ella toda la mañana el 24 de diciembre.

Norma recordó que cuatro años atrás el papá de Alma, la niña asesinada, amenazó de muerte a su hermana y a su sobrina, aunque como estaba detenido se quedaron tranquilas de que no iba a poder hacerles nada.

Fuentes policiales precisaron que este mediodía se retomarán los rastrillajes en descampados y canteras situadas en las inmediaciones de las calles 526 y 175, para dar con el joven.

Ayer, unos 150 efectivos recorrieron durante unas cuatro horas ese mismo perímetro y sólo lograron encontrar una gorra celeste que podría ser del adolescente.

La causa es investigada por el fiscal Marcelo Martini, quien aseguró que Ezequiel no está acusando de ningún delito aunque como vivía en el domicilio donde se cometió el triple crimen necesitan que declare en la causa.

Leé también:  Asesinó a martillazos a su propia hija para defender a su nieta

“Vivía ahí con ellos. Hacía días que no estaba. Se lo está buscando”, expuso Martini, quien dijo que su objetivo es "encontrarlo y que explique por qué no estaba en el lugar".

El adolescente vivía con su madre Holsbak (54), y su padrastro Bravo (54) en la casa situada en las calles 523, entre 164 y 165, de Melchor Romero, en la periferia de La Plata, donde fueron cometidos los asesinatos.

Según determinaron los forenses, Holsbak presentaba al menos 13 cortes en su cuerpo y una herida mortal en la zona del abdomen, mientras que Bravo recibió una decena de puñaladas y un corte a la altura del corazón que le provocó la muerte.

En tanto, Alma (5), nieta de la mujer, fue hallada descuartizada adentro de una bolsa.

"La mecánica del agresor para perpetrar el ataque se dio con mayoría de cortes y no con lesiones punzantes, usando el arma blanca como si fuese un látigo", aseguró una fuente judicial en base al resultado preliminar de la autopsia realizada a los cuerpos.