Un nene de 11 años fue golpeado y tuvieron que internarlo tras sufrir golpes en la cabeza por parte de otro alumno en la Escuela Nº43 ubicada en la localidad de Glew, Almirante Brown.

Al agresor lo apodan “cara cortada” y fue quien golpeó al menor de edad, que, según el parte médico, presenta un coágulo por los golpes. Su mamá fue quien hizo la denuncia. “La directora minimiza todo”, dijo respecto a la actitud de las autoridades de la escuela.

La víctima se llama Santiago, está en 7º grado y soportó la violencia verbal y física la semana pasada que concluyó con el nene en el hospital.

Leé también:  Charla de bullying para padres y niños
La víctima tiene 11 años.

Debora Bravo, la mamá del menor, denunció: “Fui a hablar muchísimas veces a la escuela y no te atienden. Se comprometieron a intervenir, pero nada cambió”.

De acuerdo a su relato, Santi sufría bullying por parte de ese compañero. Una vez lo agredió en el baño y ahora las agresiones fueron más allá. “Lo interceptó en el comedor, lo ahorcó de atrás con un brazo y con el otro le pegaba piñas en la cabeza”. Esa noche, el nene empezó a sentir dolor, lo llevaron al Hospital Pedro de Elizalde y los médicos advirtieron que los golpes le habían provocado un coágulo de sangre y lo dejaron internado.