Arreglan y pintan bancos y mesas de colegios y jardines del Estado ad honorem. Ahora se firmó un acuerdo para mudar el taller a la Escuela Técnica N°6, que cuenta con mejores condiciones de trabajo. "Nos causa mucha satisfacción poner la mano de obra y somos conscientes del ahorro que causamos", dicen.

El Centro de Veteranos de Guerra de Malvinas de Quilmes arregla y pinta bancos y mesas de escuelas y jardines públicos de la localidad para que los chicos puedan estudiar en mejores condiciones. Ahora se firmó un acuerdo para mudar el taller a la Escuela Técnica N°6, porque cuenta con más comodidad para trabajar.

El convenio para mudarse fue firmado en conjunto con la Secretaría de Cultura, Educación y Turismo, el Honorable Consejo Escolar (HCE) y la Jefatura Distrital (inspectores). El mobiliario restaurado y que volverá a los colegio públicos llevará pintado el logo del centro, con las Islas Malvinas como insignia. “Los únicos beneficiados de este trabajo son los alumnos, que tienen un banco y una silla digno para estudiar. Nos causa mucha satisfacción poner la mano de obra y somos conscientes del ahorro que causamos, tanto para el Estado como para las escuelas”, señaló José Valdez, presidente de la entidad, que ahora entrará en un parate hasta el 17, a la espera de un nuevo anuncio del Gobierno nacional.

“Los únicos beneficiados de este trabajo son los alumnos, que tienen un banco y una silla digno para estudiar."

Este proyecto tiene más de una década. En 2017, pudieron concretarlo y lograron que la labor se realice, pero las condiciones de trabajo no eran óptimas y la continuidad en la entrega de materiales tampoco era la deseada. “Tratamos estos temas y gracias a este nuevo gobierno conseguimos un lugar de trabajo digno, concluyendo el acuerdo con la firma del convenio”, acotó el presidente del Centro.

La mayoría de los veteranos, después de la crisis económica de 2001, cuando muchos perdieron su empleo, consiguieron una inserción laboral desde la Provincia para trabajar como porteros de escuelas públicas. Allí vieron la existencia de espacios para poner bancos y sillas rotas o en desuso y por eso surgió la idea de reunir el mobiliario roto, restaurarlo y devolverlo a las escuelas en condiciones.

“El problema general con los bancos y mesas es que se corta el remache que une la madera con la estructura de hierro. Se rasquetea la estructura de hierro, se pinta y se coloca una tabla de madera nueva”, dijo Valdez, sobre la labor que llevaban a cabo en el taller, que se encontraba en República de Francia N°55 y que ahora se ubicará en el colegio que está en Calchaquí 1894.

HISTORIA. El Centro de Veteranos de Guerra de Malvinas de Quilmes funciona desde 1992. Cuentan con alrededor de 150 integrantes, que participan activamente y quienes alquilaron un espacio para reunirse. A partir de 2004 consiguieron la sesión de unos terrenos, donde se construyó una sede y 42 viviendas para los mismos veteranos de Guerra, ubicado sobre la calle Joaquín V. González. “Hace dos años inauguramos un museo y recibimos a colegios, de forma diaria, como parte de visitas educativas”, dijo el nacido en Tucumán, pero que vive en Quilmes desde los 10 años.

Pero además, el Centro de Veteranos de Quilmes da charlas en los colegios, bajo un programa llamado "Malvinas en las escuelas", en el que comparten material audiovisual y brindan su testimonio sobre cómo fue la guerra, "un gran trabajo para la memoria”.