En pocos minutos renovamos todo tipo de cajas, con un detalle que las hace súper prácticas.

 

Materiales:

  • Cajas de cartón con tapa
  • Papel tipo afiche decorado
  • Tijera
  • Cola vinílica
  • Pincel
  • Cúter
  • Recorte de acetato transparente
  • Pegamento universal

1. Resultado final:

2. Cortar una tira de papel del ancho de uno de los lados cortos de la caja y de un largo que cubra los dos lados cortos más la base, con un excedente de 4 cm. Con la ayuda de un pincel extender cola vinílica sobre el cuerpo comenzando desde un frente.

3. Apoyar la tira de papel sobre el frente encolado dejando 2 cm libres para llevar hacia el revés. Asentar bien. Continuar aplicando el pegamento en la base a medida que se pega el papel, y luego en el otro frente. Adherir los extremos libres de papel hacia el interior. Cortar y pegar los dos laterales de papel también con un excedente de 2 cm para llevar hacia el interior.

4. Una vez forrado el cuerpo de la caja, cubrir la tapa con la misma técnica. Dejar secar bien. Marcar con regla un rectángulo sobre un frente de la caja. Calar la abertura con un cúter con buen filo.

5. Cortar un rectángulo de acetato de la medida calada, con un excedente de contorno de 1 cm. Colocar el pegamento en los bordes y adherir en el interior de la abertura.