Le dieron un tiro en la cabeza delante de su novia cuando los delincuentes quisieron robarle la moto.
La víctima, fue identificada como Héctor Montefusco, de 38 años.
La víctima, fue identificada como Héctor Montefusco, de 38 años.

Un hombre fue asesinado de un balazo delante de su novia cuando intentó resistirse al robo de su motocicleta, en un sangriento episodio ocurrido en la localidad bonaerense de Remedios de Escalada.

Fuentes policiales y medios locales informaron que el hecho se registró el martes a la tarde, alrededor de las 17:30, en las calles Ortiz de Rosas y Marco Avellaneda, de esa localidad del partido de Lanús, al sur del Conurbano bonaerense.

La víctima, fue identificada como Héctor Montefusco, de 38 años y empleado de una empresa de televisión satelital, quien iba a bordo de una moto junto a su novia por Ortiz de Rosas cuando dos sujetos armados que se movilizaban en un vehículo similar lo interceptaron con fines de robo.

Leé también:  Cae una banda que cometía “entraderas” en Lanús Oeste

Ante esta situación, Montefusco se resistió y uno de los asaltantes, el que viajaba como acompañante en la moto que utilizaban, realizó al menos un disparo que impactó en su pecho.

Tras el brutal ataque, los delincuentes escaparon en la moto de la víctima, quien murió a los pocos minutos a raíz de las lesiones sufridas en el costado izquierdo de su tórax.

Los efectivos de la comisaría 4ta. de Remedios de Escalada arribaron al lugar a partir de un llamado al número de emergencias 911, y constataron la muerte de Montefusco.

Ahora, la Policía intentaba encontrar alguna cámara de seguridad en la zona que haya captado la ruta de escape de los delincuentes, lo cual permitiría identificarlos.

Leé también:  Beneficios para los abuelos de Lanús

Según las pericias realizadas en el lugar, el crimen fue cometido con un arma de calibre 22.

El hecho es investigado por el fiscal Sergio Schafer, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 2 descentralizada en Lanús, dependiente del Departamento Judicial Lomas de Zamora, a cargo del fiscal Jorge Grieco, mientras que el caso fue caratulado como "homicidio en críminis causae".