El Programa Aprendiendo a Nadar del Municipio de Lomas comienza el lunes 14 para chicos de 4º. Este año, participarán 9 mil estudiantes en los dos natatorios: el Guyo Sember y el del Parque de Lomas, que cuenta con nuevas comodidades.

Guardavidas y profesores cuidan a los chicos.

La natación es uno de los deportes más completos, pero también de los más necesarios: es clave que desde la infancia las personas puedan relacionarse con el agua no sólo para perderle el miedo, sino también para evitar accidentes.

Con estas premisas, el Municipio de Lomas lanza otro año el Programa Aprendiendo a Nadar, con clases gratuitas destinadas a 9 mil chicos de 4º (que tienen entre 9 y 10 años) de escuelas lomenses, a quienes se les realiza un control médico para el apto físico.

“El deporte es sin duda una herramienta de inclusión. Así lo entendemos y por eso planificamos distintas iniciativas con el propósito de que todos los vecinos tengan acceso a actividades recreativas. A los más chicos les enseñamos las técnicas de natación y también trabajamos en la prevención de enfermedades”, señaló el intendente, Martín Insaurralde.

Unos 40 profesores guían de lunes a viernes y en dos turnos, por la mañana y por la tarde, a los alumnos de escuelas públicas y privadas con subvención del Estado para dar sus primeros pasos en el agua, aprender a flotar y adquirir y profundizar distintas técnicas de nado a través de ocho clases de una hora de duración cada una.

Leé también:  Medallas y podios para Selene Alborzen en la previa del Mundial Juvenil

Las clases se dan en dos sedes, una del lado Oeste y otra del Este: el Parque de Lomas (Molina Arrotea y Las Lilas) y el Natatorio Guyo Sember (Alsina 1835).

Los participantes cuentan con traslados ida y vuelta en micro desde sus escuelas hasta cada uno de los predios, y en el lugar se les entrega un kit compuesto por una malla, mochila, gorro, toalla, dos barras de cereal y un jugo como refrigerio.

Se realizan chequeos médicos antes de entrar a la pile.

Martín: “El deporte es sin duda una herramienta de inclusión. por eso planificamos el acceso a actividades recreativas”.

Antes de que los chicos ingresen a las piscinas, se les hace un apto físico de rutina, que consta de un control rápido en los pies, axilas y cabeza para evitar el contagio de enfermedades, como es el caso de la pediculosis o el contagio de hongos.

Leé también:  La natación adaptada busca cosechar oros en torneos internacionales

“Todos los años nos reunimos con los directivos de las escuelas y ellos nos transmiten que los chicos vienen a las clases motivados. Y las familias también están contentas por una cuestión de prevención. En verano van a piletas de amigos y aprender a nadar evita muertes por accidentes”, explicó el director de Deportes local, Facundo Suárez.

Este año, los alumnos que asistan al Parque de Lomas se encontrarán con baños y vestuarios nuevos con mayor capacidad, y un hall de espera. Asimismo, se pintó la pileta y se puso a punto.

ADULTOS MAYORES Y ESCUELAS ESPECIALES. El programa gratuito de natación también está destinado a los vecinos mayores de 50 años. El Municipio de Lomas ofrece clases en tres niveles: para las personas que no tienen conocimientos previos, para los que practicaron alguna vez la disciplina y para quienes ya saben nadar.

“Tenemos horarios a la mañana, al mediodía, por la tarde, a las 16, tanto en el Parque de Lomas como en el Guyo Sember, lo que significa unas 500 personas por día en cada natatorio”, dijo Suárez.

Los alumnos de escuelas especiales de Lomas tienen clases durante todo el año, donde pueden realizar tareas de
rehabilitación.

MÁS INFO:
Subsecretaría de Deportes
4282 8173/4431 interno 119