Junto a una multitud, Cristina y Alberto cerraron en Mar del Plata la campaña y remarcaron la trayectoria de un espacio político que "apuesta a la educación y salud públicas, a la producción y a los jubilados por sobre los bancos y los especuladores".
Cristina Kirchner y Alberto Fernández compartieron acto en La Perla.

El candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, y su compañera de fórmula, Cristina Kirchner, cerraron en Mar del Plata su campaña con vistas a las elecciones generales del próximo domingo junto a una multitud en un acto emotivo del que también participaron Axel Kicillof y Verónica Magario. “Alberto fue el jefe de Gabinete del proyecto político que le devolvió la dignidad a los argentinos, de un Gobierno que reestructuró la deuda externa produciendo la quita más importante. Fue el jefe de Gabinete de un Gobierno que le pagó al FMI la deuda que arrastrábamos desde 1957. Fue el jefe de Gabinete en el Gobierno que comenzó a reconstruir el salario y las jubilaciones de todos los argentinos y argentinas", dijo Cristina junto a un muy emocionado Fernández, y amplió: "Por eso, esto no es solamente un cierre de campaña con candidatos que vienen a decir cualquier cosa. Nosotros estamos acá en el Frente de Todos y somos hombres y mujeres que tenemos convicciones”.

“La Patria es una construcción cotidiana. Hombres y mujeres que creemos en el rol del Estado como el gran igualador de las diferencias. Por eso hoy aquí en Mar del Plata no estamos cerrando una campaña electoral, estamos cerrando un ciclo histórico que debe ser que definitivamente nunca más la patria vuelva a caer en manos del neoliberalismo. Queremos evitarles el dolor a los argentinos y argentinas. Nunca más estas políticas”, concluyó Cristina y dio paso a Alberto Fernández.

Leé también:  Los cambios de mando, desde el regreso de la democracia

En un escenario montado en la tradicional rambla de la ciudad balnearia, Fernández le habló a la multitud: “Estoy muy feliz de haber llevado adelante una campaña muy simbólica para todos nosotros y particularmente para mí. Hoy estamos todos unidos, es una alegría reencontrarme con Cristina y con ella vamos a poner de pie a la Argentina. No es un día más para mí. He trajinado mucho en la política argentina, pero tengo momentos únicos en mi memoria. El día que me crucé con Néstor y el día que me reencontré con Cristina”, dijo el candidato y recordó que un día, caminando, Néstor le dijo que dejaran de ser el “polo progresista de grupos conservadores”.

“Me dijo que fuéramos nosotros lo que convoquemos, los que levantemos la bandera del mejor progresismo. En 2002 nos pusimos a convocar a argentinos. Construimos una fuerza que nos dio la victoria en 2003 y en 2011. Han pasado muchos años pero está más viva que nunca. Somos la esencia misma de lo que el pueblo argentino quiere”, enfatizó.

Leé también:  Macri y Alberto Fernández en la misa "por la unidad y la paz"

Fernández contó también que Cristina lo llamó un día y le dijo: “Alberto es tu turno”. Y luego le agradeció la confianza. “Le pedí a Cristina que lo hiciéramos juntos para hacerlo bien y mostrar que el mejor equipo de la Argentina es éste, el que piensa en los argentinos. Desde el primer día, vamos a ocuparnos de los 5 millones de pobres que deja Macri”.

Una multitud acompañó a los candidatos para la Nación y la Provincia.

“Hemos pasado cuatro años en una Argentina de sinsabores, hemos visto cerrar 43 pymes por día, hemos visto perder el trabajo a cientos de miles de argentinos, hemos visto caer economías regionales, hemos visto enflaquecer los ingresos de jubilados, hemos visto caer el salario, con un Gobierno que no tuvo ningún empacho en llenar el bolsillo de los bancos, mientras la Argentina se empobrecía”, enumeró Fernández y agregó: “Les pedimos que no lo hicieran: lo hicieron. Y está claro que algunos abrazamos la política sabiendo qué intereses representamos. Ellos representan los intereses que benefician a los poderosos. Nosotros, entre los bancos y los jubilados, elegimos a los jubilados, entre los bancos y la educación pública, elegimos la educación pública, entre los bancos y la salud pública, elegimos la salud pública, entre los que trabajan y especulan, elegimos a los que trabajan”, concluyó y se refirió al candidato a gobernador, Axel Kicillof, como “lo mejor de la dirigencia argentina.