Los datos se registraron en medio de un deterioro en la distribución del ingreso y un retroceso de la actividad económica.

El 60% de la población percibía un sueldo promedio de hasta $25 mil por mes al término del segundo semestre del año pasado, en medio de un deterioro de la distribución del ingreso según el coeficiente de Gini y un retroceso del 2,2% en la actividad económica, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Aseguran que la actual pandemia empeorará la situación.
Aseguran que la actual pandemia empeorará la situación.

El informe "Distribución del Ingreso" precisó que el 10% más pobre de la población concentraba el 1,3 % del total de ingresos, mientras que el 10% más rico concentraba el 31%, al término del segundo semestre del año.

La mayor inequidad quedó reflejada en el Coeficiente de Gini, una relación matemática que tiene al "0" como el nivel de mayor igualdad y al "1" con el mayor desequilibrio.

Así, el Coeficiente de Gini del ingreso per cápita familiar de las personas alcanzó en el segundo semestre del año un valor de 0,439 puntos, contra 0,434 de igual período del 2018. Esta desmejora en la distribución del ingreso se produjo en un año en el que la inflación fue del 53,8% y la actividad económica cayó 2,2%, según los datos del propio Indec.

El director del Centro de Estudios de la Nueva Economía de la Universidad de Belgrano, Víctor Becker, consideró que "el proceso de estanflación de los últimos años se reflejó en el deterioro de la distribución del ingreso".

Durante el año pasado "tuvimos una desocupación cercana a los dos dígitos, con caída en la cantidad de las horas extras y pérdida de poder adquisitivo de los salarios. No es de extrañar las cifras que ha dado a conocer el Indec haya reflejado esto", dijo Becker.

El especialista dijo que se percibe "una tendencia general a una mayor nivel de desigualdad, tanto en países desarrollados como no desarrollados, pero si a eso se le agrega una caída del producto, como el caso de Argentina, se agrava la situación".

El economista advirtió que "los próximos resultados van a ser peores porque las medidas para combatir pandemia del Covid-19 van a dejar resultados que serán alarmantes".

En este tema, uno de los secretarios de la Confederación General del Trabajo, Héctor Daer, tomó la palabra en Twitter y remarcó que "en ningún momento la CGT pensó en bajar salarios y jamás estará de acuerdo en algo semejante, sea el contexto que sea".

"Lo que hay que establecer son parámetros generales para aquellos casos que no están asistiendo a trabajar, para que no quede a decisión individual del empleador (el salario) y para que el trabajador no sea vea perjudicado", sostuvo el dirigente sindical.