Tras la liberación de Leopoldo López, uno de los líderes opositores, desde una base aérea se generaron disturbios, detonaciones y disparos para agitar un movimiento contra el presidente, lo que suscitó cierto caos en Caracas. El mandatario llamó a una movilización pacífica y garantizó la paz social.
El centro de Caracas fue el foco de conflicto.

En en centro de Caracas, Venezuela, en la mañana de este martes un grupo de militares de la base La Carlota inició una apertura de fuego con estruendos y disparos, luego de la liberación del político opositor Leopoldo López. A raíz de esto, se generó el pánico y hubo corridas, además de algunos enfrentamientos con piedras frente a la base entre militantes opositores y simpatizantes.

Leé también:  ¿Qué dice el mundo sobre Venezuela?

Inmediatamente, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguró que los comandantes militares de todo el país le manifestaron su lealtad y llamó a una movilización popular "para asegurar la victoria de la paz".

"¡Nervios de Acero! He conversado con los Comandantes de todas las REDI y ZODI del País, quienes me han manifestado su total lealtad al Pueblo, a la Constitución y a la Patria.

Además, Maduro llamó a la máxima movilización popular para asegurar la victoria de la Paz. ¡Venceremos!", dijo el mandatario a través de su cuenta de Twitter, horas después de que el presidente interino Juan Guaidó asegurara que "la familia militar de una vez dio el paso" para unirse a él y conseguir "el cese definitivo de la usurpación" del Gobierno.

Leé también:  Estados Unidos vuelve a amenazar con intervenir militarmente en Venezuela