Hace 5 años dejó el trabajo sexual y lidera la Dirección de Diversidad Sexual de Lomas, donde trabaja para brindar contención a toda la comunidad LGBT.
HACE 5 AÑOS QUE LOGRÓ DEJAR EL TRABAJO SEXUAL PARA MEJORAR SU CALIDAD DE VIDA Y LA DE TODOS LOS CIUDADANOS LGBTTIQ+.

Silvana Sosa es una lomense trans que se encarga de la Dirección de Diversidad Sexual y pertenece a la Organización de la Red Nacional ATTTA (Asociación de Travestis, Transexuales y Transgéneros de Argentina), que luchan por la igualdad en los derechos humanos y pelean por mejoras públicas en la provincia de Buenos Aires.

Nacida y criada en el barrio de Budge, y madre de tres hijos, a través del Municipio de Lomas propone los derechos igualitarios y culturales para la sociedad. “Después de tanto estigma y discriminación, puedo decir que hace 5 años logré dejar el trabajo sexual para mejorar mi calidad de vida y la de todos los ciudadanos LGBTTIQ+ (Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans, Travestis, Intersexuales, Queer)”, comenzó explicando Silvana.

Desde pequeña Silvana comenzó a darse cuenta de que se encontraba en un cuerpo erróneo y ya a los 11 años decidió avanzar con la construcción de su nuevo físico: “A los 13 yo ya era una chica trans, estaba desarrollada al tomar hormonas”.

“A los 11 años, mi primer trabajo fue la prostitución porque no me quedaba otra y es una época de mi vida muy triste. Continué la primaria a los 30 porque en mi niñez y adolescencia no pude hacerlo, ya que era expulsada por mi condición. Pese a que mis padres me aceptaban, fui discriminada por una sociedad machista y patriarcal”, aseguró la mujer.

Hoy en día integra ATTTA, una ONG que funciona desde 1993 y que impulsó, junto a otras entidades, la Ley de Identidad de Género en 2012. Dicha organización facilitó la implementación de herramientas como la salud, la educación, la vivienda y la justicia social. “En el mismo año de la aprobación de la ley, fui la primera en recibir el documento de identidad y la partida de nacimiento en Argentina”, indicó la mujer trans.

“Siento agrado al decir que cuento con un Intendente como Martín Insaurralde, que apoya rotundamente el espacio", sostuvo silvana.

Dentro de la Secretaría de Salud de Lomas funciona el área de Diversidad Sexual, donde Silvana se desempeña como directora: “Siento agrado al decir que cuento con un Intendente como Martín Insaurralde, que apoya rotundamente el espacio”. Asimismo, indicó que en la Provincia de Buenos Aires todavía no se reglamentó el cupo laboral trans para que las personas puedan acceder a una ocupación digna y, para las que ejercen el trabajo sexual, que cuenten con las seguridades y libertades para que no se sigan lamentando víctimas fatales.

Leé también:  Realizan cortes de pelo gratuitos en entidades barriales

Como participante de las marchas del orgullo, Silvana explicó que su ideología es mejorar la calidad de vida de la población trans y escuchar a la nueva generación, que es el futuro de la igualdad: “La idea es llegar a un pensamiento sociocultural para que el día de mañana no atraviesen lo que pasé yo y lo que sufrieron mis compañeras, como así también las que asesinaron y no están presentes”.

La directora contó algunas de las atrocidades que debió afrontar en su vida: “Desde los 8 a 10 años fui violada por un sacerdote en la iglesia del barrio y lamentablemente nadie me creyó hasta que una catequista dijo que era verdad, yo ya tenía 16. Cuando me di cuenta de lo que hacía la Iglesia Católica con la diversidad de género decidí hacerme atea”. A su vez, explicó la constante violencia que sufren los transgéneros por parte de la Policía y la persecución: “Para ir a comprar nos teníamos que tomar un remise, si no venía Moralidad, nos agarraban y nos molían a golpes”.

Leé también:  Realizó los cursos gratuitos y abrió su propia panadería

“Soy una persona que está a favor de todos los derechos humanos y de defender a cualquier ciudadano sin importar el género”, indicó la mujer de 45 años sobre su propósito a la hora de la militancia en ATTA. Rápidamente agregó: “Camino los barrios de Lomas para hacerme conocer, para demostrarle al vecino que no soy un objeto sexual y que soy una persona como cualquier otra, sin hacer política partidaria”.

Silvana deseó que sus padres se encontrasen con vida para que pudieran observar que la lucha que llevó adelante, todo lo que consiguió y padeció en este tiempo, no fue en vano: “Lo hice no tanto por los demás, sino pensando primero en mí, ya que entre la prostitución, el alcohol y las drogas lo primero que iba a encontrar era la muerte con una enfermedad crónica”.

A la hora de hablar del premio “Orgullo de Ser de Lomas”, recibido por la Municipalidad, Silvana sintió satisfacción ya que acompañó siempre al Intendente en sus campañas. “Haber logrado en el escenario del Teatro de Lomas un reconocimiento ante tanta gente y representando a mis compañeras y compañeros es un honor”, agradeció la directora.

Cabe destacar que a partir de la segunda semana de agosto, el edificio donde funciona la Dirección de Diversidad Sexual (Castro Barros 130, Banfield) abrirá sus puertas para que todas las personas sin importar el género puedan realizar los estudios primarios y secundarios. Además, la localidad cuenta con un consultorio inclusivo Transvivir LGBT en el Dispensario de Temperley, con todas las especialidades, y les facilitan la atención que no consiguen en otros lugares. “Somos mujeres trans y nos vamos a morir siéndolo”, finalizó Silvana.