Los estudios del Ratón Mickey siguen con la intención de filmar con actores de carne y hueso a sus clásicos de animación.

Todo indica que los poderosos estudios Disney están dispuestos a revivir todos sus clásicos de animación con una nueva versión de acción real y con actores de carne y hueso, tal como ocurrirá con “El Rey León”, a cargo del cineasta Jon Favreau; “Aladdin”, dirigida por Guy Ritchie y protagonizada por Will Smith; y “Dumbo”, bajo el mando de Tim Burton.

La última incorporación a los muchos proyectos del estudio será una revisión de “El jorobado de Notre Dame”,  la famosa historia basada en el clásico cuento homónimo del escritor francés Víctor Hugo, que en esta vuelta a la pantalla grande podría ser con un musical.

La empresa del Ratón Mickey ya puso manos a la obra y está reuniendo a un equipo creativo para la nueva versión del clásico de Víctor Hugo, sin escatimar en gastos.

Leé también:  Disney sale a competir con Netflix

Josh Gad se encargará de la producción, mientras que Alan Menken y el veterano de Broadway Stephen Schwartz se encargarán de la música, como ya hicieron en el clásico animado de 1996. También contrataron al guionista David Henry Hwang para que tipear el argumento.

Por el momento no hay ningún director confirmado para el proyecto y tampoco hay indicios sobre los integrantes del reparto de este nuevo emprendimiento.

“El jorabado de Notre Dame” ya tuvo su versión animada de Disney en 1996, que recaudó un total de U$S325 millones en todo el mundo, y una segunda parte en 2002.

en su versión animada en 1996 recaudó un total de U$S325 millones.

Esta película es uno de los clásicos animados más oscuros del universo de  Disney, más en sintonía con el drama que con los habituales cuentos de hadas y de princesas. La historia se centra en Quasimodo, el deforme campanero de la catedral parisina de Notre Dame, y su amor por la inalcanzable gitana Esmeralda.

Leé también:  Llega la nueva temporada de “Vampirina”

A pesar de esa fortuna recaudada en las taquillas de todo el mundo, no tuvo el éxito de otros clásicos animados de Disney, como “El Rey León”, “La Bella y La Bestia” o “Pocahontas”, entre otras.

La nueva versión tomará influencias tanto de la película original como de la novela de Víctor Hugo, mientras que esta no es la única adaptación en marcha de la historia de Quasimodo, ya que Idris Elba firmó un acuerdo con Netflix para dirigir, producir y protagonizar su propia adaptación de este clásico.

UN CLÁSICO DE LA LITERATURA UNIVERSAL. “Nuestra Señora de París” es una novela de Víctor Hugo, publicada en 1831, compuesta por once libros que se centra en la desdichada historia de la bella gitana Esmeralda, Quasimodo y el archidiácono Claude Frollo, en el París del Siglo XV.

Leé también:  Los canales infantiles, unidos por la Semana del Juguete

Todos sus elementos, como la ambientación renacentista,  los amores imposibles, los personajes marginados, hacen de esta obra un modelo de los temas literarios del Romanticismo.

Esta historia tuvo siete adaptaciones cinematográficas, desde el cine mudo a la animación, y otras tantas en la pantalla chica, con gran repercusión.

Mientras que también se adaptó al teatro. incluyendo a “El jorobado de París”, estrenado en 1993, escrito por Pepe Cibrián Campoy y Ángel Mahler, que tuvo varias reposiciones.