Desde las 00 no habrá trenes, colectivos, subtes, ni vuelos y se adherirán más de 70 gremios, por lo que la sexta huelga general contra el Gobierno se hará sentir con fuerza.
no habrá ningún medio para viajar.
La postal en la Ciudad de Buenos Aires será como la de un domingo.

El próximo miércoles la CGT llevará adelante la sexta huelga general contra el Gobierno de Mauricio Macri y la medida se hará sentir con fuerza en todo el país. No funcionarán trenes, colectivos, subtes, aeropuertos, así como no habrá recolección de residuos, atención en los bancos y clases en las escuelas públicas y privadas.

El paro de 24 horas tendrá lugar casi un mes después de la huelga que realizaron el 30 de abril los gremios más “combativos” enrolados en el Frente Sindical por el modelo Nacional (Fresimona), liderados por el secretario general de Camioneros, Hugo Moyano. Como entonces a la medida se adherirán las tres vertientes de la CTA.

Leé también:  Moyano apoyará con condiciones

La medida contará también con el acompañamiento del “triunvirato” de organizaciones sociales que conforman la CTEP, Barrios de Pie y la Corriente Clasista y Combativa. Y, en conmemoración, al Cordobazo se instalarán ollas populares en varios puntos del país.

La huelga abarcará a los gremios estatales de ATE y UPCN, los de la construcción de la Uocra, el Sindicato de Comercio, la Federación Sindical de los Profesionales de la Salud y la Bancaria por lo que ninguna de estas actividades se desarrollará con normalidad.

En los hospitales públicos, los médicos y profesionales garantizarán las guardias mínimas pero no prestarán servicios como todos los días, según informaron desde Fesprosa.

Leé también:  La CGT repudió el golpe institucional en Bolivia

La CTA convocó a un paro nacional de 36 horas para el 28 y 29 de mayo por lo cual durante esas dos jornadas las dependencias de la administración pública permanecerán cerradas o con atención reducida.