El embajador palestino ante la República Checa, Jamal al Jamal, murió en un hospital de su país de destino después de resultar gravemente herido en una explosión en su residencia de Praga, que la policía atribuyó a "mal manejo" del sistema de seguridad por parte del diplomático.

Jamal_Al_Jamal

La explosión se produjo cuando Al Jamal intentaba abrir una antigua caja fuerte, que había sido traída de su residencia anterior, informó el ministerio palestino de relaciones exteriores, según difundió la agencia de noticias Wafa.

La policía checa descartó un ataque terrorista o un asesinato y dijo que la detonación pudo ser provocada por un "mal manejo" del sistema de seguridad por parte del embajador, señaló una portavoz. No hay indicios por el momento de un ataque contra la persona del embajador, informó la agencia DPA.

El diplomático acababa de mudarse a esa casa hacía dos días. Tras la explosión, Al Jamal, de 56 años, fue trasladado de inmediato a un hospital militar donde se le indujo un coma y se intentó salvar su vida por procedimientos quirúrgicos, tras lo cual la policía checa informó su deceso.

Poco después de asumir el puesto de embajador el pasado octubre, Al Jamal había criticado duramente un intento del presidente checo, Milos Zeman, de trasladar la embajada checa en Israel de Tel Aviv a Jerusalén.

República Checa, como uno de los países resultantes de la escisión de Checoslovaquia, mantiene relaciones diplomáticas con los palestinos.

La familia del embajador estaba en la vivienda en el momento de la explosión y recibió luego asistencia psicológica, señalaron fuentes oficiales.

Asimismo, una mujer que estaba en la residencia se encontraba en estado de shock y fue tratada por inhalación de humo.

Los alrededores de la vivienda fueron acordonados mientras expertos en explosivos registraban la casa de dos plantas y un edificio vecino con perros rastreadores.

El ministro de Exteriores palestino, Riyad Maliki, anunció a la emisora Voz de Palestina el envío de una delegación a la República Checa para unirse a la investigación de la explosión.

Además, la delegación llevará los restos mortales de Al Jamal de regreso a los territorios palestinos para su entierro.