La historia comenzó con el piloto de “Poliladron”, en 1994 y con un préstamo de Araceli, y desde entonces la empresa de Adrián Suar puso en pantalla más de un centenar de ficciones.
la primera tira de la productora.

Todo comenzó en 1994, cuando Ardían Suar, quien sólo ejercía como actor, pensaba en producir el piloto de la serie que había ideado junto a Fernando Blanco para que fuera aceptado en algún canal.

El proyecto fue rechazado por Telefé, y finalmente aceptado por Hugo Di Guglielmo, entonces gerente de programación de El Trece.

La historia da cuenta que para financiar ese piloto Araceli González, por entonces pareja del Chueco, le prestó una importante suma de dinero al actor.

De esta forma nació “Poliladron”, que irrumpió en la pantalla al año siguiente, una tira de amor que combinada con muchas escenas de acción e intriga, protagonizada por Suar, como el “Nene Carrizo”, junto a Laura Novoa, que tuvo tres temporadas de enorme suceso y una gran repercusión entre la audiencia joven.

“culpables”, en 2001, un unitario sobre parejas treinteañeras, fue la primera ficción en ganar el martín fierro de oro, máximo galardón televisivo.

Con esta serie, Pol-ka dio origen a la primera productora industrial de contenidos televisivos de la Argentina, una tarea hasta entonces reservada solamente a los canales de aire.

Leé también:  “Peligro sin codificar” arranca su formato diario

Una experiencia que rápidamente fue replicada, dando origen a empresas de contenidos como Cuatro Cabezas, Ideas del Sur, Pensado Para Televisión, Underground y BBTV, entre otras, que modificaron para siempre el mapa de la televisión argentina.

Pol-ka lleva producidas miles de horas de programación, muchas veces liderando el prime time, aunque el encendido de la televisión abierta fue bajando en los últimos tiempos.

Pol-ka, desde sus inicios, pateo el tablero en la forma de hacer ficción en la Argentina y puso en pantalla series y unitarios en los que no se escatimó en gastos de producción.

POLILADRON Y DESPUÉS. La productora de Adrián Suar ya superó la centuria de producciones, la mayoría en El Trece, y en paralelo con  “Poliladron”, llegó “Culpables” y “Carola Casini”.

Pol-ka luego tomó el costumbrismo como uno de sus temas centrales, como en la exitosa “Gasoleros”, con colectiveros y taxistas en medio de una historia de amor.