“Pistolero”, el film de Nicolás Galvagno, que se estrena este jueves, brinda cierto homenaje a los bandidos rurales desde un relato gauchesco, con el debut cinematográfico de Sergio "Maravilla" Martínez y el protagónico de Lautaro Delgado y un guiño "inconsciente" al "Juan Moreira", de Leonardo Favio.

No se trata de un western, aunque tiene varios elementos del género, sino de una cinta de acción sobre las creencias del interior para con estos "Robin Hood" de las pampas, quienes tuvieron su apogeo en la primera mitad del siglo XX en un país en el que se abría una brecha entre la oligarquía del mundo agropecuario y la trunca industrialización nacional.

Leé también:  La remake de “Mi pobre angelito” ya tiene protagonista

La violencia sigue a Isidoro Mendoza como una sombra, quien en el interior rural junto a su hermano forma una banda de criminales, roba una joyería y pone a la policía tras su rastro, hasta que una mujer llega a su vida y el amor abre una nueva posibilidad, a pesar de que en el horizonte no parece haber más que muerte.

Rodada íntegramente en Medoza, el elenco lo completan Diego Cremonesi, Juan Palomino y María Abadi.