El organismo internacional estimó que por las políticas de ajuste el PBI caerá un 1,7% en 2019 y que la actividad económica recién retomará la senda del crecimiento en 2020.
El Fondo actualizó sus proyecciones antes del inicio del Foro de Davos.

El Fondo Monetario Internacional estimó que la economía argentina continuará en recesión en 2019, con una caída del 1,7% del Producto Bruto Interno (PBI), para retomar la senda del crecimiento recién en 2020.

El impacto de las políticas de ajuste implementadas por el Gobierno nacional seguirán teniendo consecuencias en la actividad este año. “Las políticas dirigidas a reducir los desbalances van a ralentizar la demanda interna”, consideró el FMI.

El diagnóstico del organismo internacional fue incluido en la actualización del Panorama Económico Global, cuya última edición se había difundido en octubre último.

Leé también:  Las protesta contra el G20 toma fuerza en la Ciudad

La incertidumbre financiera y la disputa comercial entre Estados Unidos y China serán algunos principales riesgos que podrían afectar a las economías emergentes como la Argentina, señalaron en el documento.

Las expectativas negativas sobre lo que sucederá en 2019 con la economía doméstica estarán en sintonía con lo que se espera en todo el mundo. El FMI recortó un 0,2% el crecimiento estimado de la economía mundial, que se expandirá alrededor de un 3,5%.