Pese a los eslogan de campaña electoral del Gobierno provincial, que se paran sobre la lucha contra la inseguridad, según datos oficiales de la Justicia bonaerense, los delitos se agravaron un 6,6% en 2018 en todo el territorio.
Los números no ayudan al Gobierno bonaerense.

Pese a los slogans de campaña electoral del Gobierno bonaerense de María Eugenia Vidal, que se paran sobre la lucha contra el delito, los números que arroja la Justicia bonaerense son alarmantes.

Según un informe difundido por el Departamento de Estadísticas de la Procuración General bonaerense, en 2018 se realizaron 850.908 investigaciones penales preparatorias (IPP), un 6,6% más que las 798.485 de 2017 en los diecinueve departamentos judiciales de la Provincia de Buenos Aires.

Leé también:  Cristina cierra este sábado la campaña en tierra bonaerense

Entre los hechos delictivos que más aumentaron están los considerados como "otros hurtos agravados" (en los que hay mayoritariamente uso de arma blanca), con un 63,3% anual en 2018, hasta los 1.336 casos.

En el segundo lugar del podio de los delitos que más crecieron en porcentaje se ubicaron las estafas, con un alza del 55,4%, hasta los 12.971 casos.

En tercer lugar, se ubican los secuestros extorsivos, con un incremento del 50%, dado que pasaron de 36 a 54 casos.

El informe indica que el delito más denunciado y por el que más IPP se iniciaron es el caratulado como "robo", dado que en 2018 hubo 86.935 casos, aumentando en 12.778 episodios respecto del 2017.

Leé también:  Vidal anunciará el martes un paquete de medidas económicas

En tanto, en 2018 hubo unos 15.292 casos más de hurto que en 2017, alcanzando los 67.022 hechos en el territorio bonaerense; asimismo, el robo agravado por el uso de arma de fuego se incrementó 3,8%, al pasar de 51.408 casos en 2017 a 53.348 en 2018.

Por otro lado, siempre según los datos oficiales, al menos 36.662 vehículos que estaban estacionados en la vía pública en algún rincón de la Provincia sufrieron algún tipo de "hurto agravado", es decir, un 5% más que en 2017.