En el Día del Periodista, el Sindicato de Trabajadores de Presa (Sipreba) difundió un informe que refleja la difícil actualidad de la actividad: hay más 4.500 pérdidas de empleo desde 2016.

Según un relevamiento del Sindicato de Prensa de Buenos Aires (Sipreba), desde 2016  más de 4.500 periodistas y trabajadores de prensa se quedaron sin empleo, producto de la crisis económica y social.

Los medios públicos fueron los más castigados el último año.

Sólo en Capital Federal, cayeron más de 3.100 puestos de trabajo. Pero esto habla además del cercenamiento de voces críticas y del aumento de la concentración mediática en grupos cada vez más poderosos que incumplen las leyes vigentes, señalaron.

La trágica cifra se eleva a más de 4.500 en todo el país e implica la pérdida de aproximadamente un 30% de los puestos de los trabajadores y las trabajadoras bajo Convenio Colectivo.

Leé también:  Polémica: el Gobierno instaló tachos de basura "inteligentes" que impiden el cartoneo y la búsqueda de comida

En cuanto a lo salarial, se perdió un 41.6% de poder adquisitivo en las últimas cuatro paritarias de prensa escrita y oral, donde se definen los salarios y las condiciones de trabajo de los diarios, revistas, agencias, portales y radios de la Ciudad de Buenos Aires.

El 2018 fue un año signado por el ataque a los medios públicos, con 357 despidos en la Agencia Télam, ajuste en la TV Pública, Radio Nacional, Canal Encuentro, Paka Paka y DeporTV tras el desguace de la TDA en diciembre de 2017.

En al ámbito privado, se perdieron 126 puestos de trabajo en Radio Del Plata, 65 en ESPN, 12 en Telefé a través de despidos y otros tantos a través de retiros voluntarios y 80 en Radio El Mundo que finalmente cerró en 2019.

Leé también:  El Banco Central publica la tabla comparativa de tasas de plazo fijo

A ello se sumó el cierre del servicio en español de la corresponsalía de la agencia DPA con 17 despidos y la tercerización de la impresión del diario La Nación (ahora se imprime en AGEA-Clarín) que dejó a más de 70 familias en la calle.