El bombisto santiagueño fue parte esencial de la historia de la música popular argentina junto con el quinteto que integró junto a sus hermanos.
Editó su último disco en 2014, a los 92 años.

Víctor Manuel “Vitillo” Ábalos que fue protagonista, junto con el quinteto Hermanos Ábalos, de una parte esencial de la historia de la música popular argentina, falleció ayer a los 97 años.

“Vitillo” nació el 30 de abril de 1922 en Santiago del Estero, Vitillo Ábalos dio sus primeros pasos artísticos en la compañía de Andrés Chazarreta.

Integrante de una familia de músicos, formó el célebre grupo Los Hermanos Ábalos junto a sus hermanos Machingo, Adolfo, Roberto y Machaco Ábalos en 1939, dando comienzo a una trayectoria brillante, con proyección internacional.

Entre los grandes hitos del grupo, se encuentran las composiciones “Agitando pañuelos”, “Chacarera del rancho”, "Nostalgias santiagueñas", “Zamba de los yuyos” y “Carnavalito quebradeño”, que formó parte de la película La guerra gaucha, de Lucas Demare.

Los Hermanos Ábalos se presentaron en Estados Unidos, Chile, Japón, el Vaticano e Israel, y el grupo permaneció activo hasta 1997.

Luego, en 1998, el bombisto creó El patio de Vitillo, un espectáculo itinerante con el que viajó por el país y grabó un disco. En 2014 editó un disco doble, titulado “El Disco de Oro, Folklore de 1940”, grabado junto a Juanjo Domínguez, Jaime Torres, Liliana Herrero, Hilda Herrera, Peteco Carabajal y Facundo Saravia, entre otros. También condujo un programa de radio los domingos a las 8, por Radio Nacional Folklórica (FM 98.7).

Recibió  numerosas distinciones: fue nombrado Ciudadano Ilustre de la Ciudad de Buenos Aires por su trayectoria, la Universidad Nacional de Lanús le otorgó el premio Trayectoria y recibió la Distinción de Honor por la Cámara de Diputados.