Luli Fernández no quería saber nada con el colecho, al igual que su pareja Cristian Cúneo Libarona. Pero cuando nació Indalecio, todo cambió.

“¡Queríamos evitarlo, pero no pudimos! ja, ja, ja... Tenemos la cuna colecho ‘next to me’, pero él primero se duerme en su cuna y después, a las 3 de la mañana, cuando se despierta, le doy de nuevo la teta, y si está medio mañoso, lo dejamos en nuestra cama”, expresó a la Revista Caras.

Al final Inda se salió con la suya y parece que hay colecho para rato.