Agustín Rossi, segundo refuerzo del Granate para esta temporada, valoró la historia reciente del club como un ítem para definir su arribo al Sur.
"Estoy contento con la oportunidad de volver al fútbol argentino", afirmó.
"Estoy contento con la oportunidad de volver al fútbol argentino", afirmó.

En las últimas horas, Agustín Rossi se convirtió en el segundo refuerzo de Lanús de cara a la próxima temporada.

El arquero firmó contrato por una temporada a préstamo y en su primer día en el club valoró la historia reciente como un ítem clave para definir su arribo. “Los últimos años de Lanús me incitaron a venir. Es un club que está en constante crecimiento y que viene de competir en finales de competencias internacionales y dar pelea a nivel local. Estoy contento con la oportunidad de volver al fútbol argentino y agradezco la confianza que Lanús depositó en mi”, expresó la flamante incorporación.

Leé también:  Facundo Tello, el árbitro del Clásico del Sur

Los números hablan por si mismos. Tomando en cuenta la última década, Lanús es el segundo equipo que más puntos sumó a nivel local, solo por debajo de Boca, además de consagrarse campeón del Torneo local en 2016 y obtener la Copa Sudamericana 2013, y las Copas Bicentenario y Supercopa 2016. Luego, en 2017, haría historia una vez más llegando a la final de la Copa Libertadores y cayendo a manos del Gremio de Brasil.

Respecto a lo que busca en esta etapa en el Granate, el ex arquero del Xeneize indicó: “Más allá del objetivo personal, el objetivo es grupal. La idea es buscar hacer un buen torneo, ingresar a la Copa Libertadores, hacer un buen papel en la Copa Argentina y en la Copa Sudamericana del año que viene”.

Leé también:  Un Clásico del Sur con realidades diferentes

En la mañana de este jueves realizó su primer entrenamiento formal con el resto del plantel de Lanús en el marco de la pretemporada que llevan adelante en las instalaciones de Guidi y Cabrero.